lunes, 25 de enero de 2021 Actualizado a las 19:39

PAÍS

Estudio propone una alternativa a la educación parvularia para que los padres participen en la crianza de sus hijos

por 22 mayo, 2019

Estudio propone una alternativa a la educación parvularia para que los padres participen en la crianza de sus hijos
En el estudio “1, 2, 3 Por la Infancia: programa flexible para el aprendizaje familiar” se propone que los padres, madres y adultos responsables puedan participar de los procesos de crianza y educación de sus hijos e hijas, entregándoles herramientas para estimular su aprendizaje a temprana edad, por medio de diversas actividades pedagógicas que estimulen el desarrollo de sus habilidades sociales, emocionales y cognitivas, promoviendo, además, entornos familiares oportunos para el desarrollo infantil.  
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Con el fin de generar un programa con modalidades flexibles de formación inicial, Fundación Arcor y Educación 2020 elaboraron un estudio, el cual recopila experiencias internacionales y nacionales, que propone una alternativa de educación parvularia para todas las familias que, por diversas razones, deciden cuidar a sus hijos e hijas de edad preescolar en sus hogares.

Este estudio fue presentado este miércoles en un seminario al cual asistieron autoridades de gobierno y entidades relacionadas con la niñez. Además, contó con la participación de un panel de experiencias innovadoras de aprendizaje familiar del sector público y privado formado por representantes del Jardín Sobre Ruedas de Fundación Integra; HIPPY de Fundación CMPC y de los Centros familiares de Fundación Choshuenco.

En tanto, la subsecretaria de la Niñez, Carol Bown, presente en esta actividad comentó que “el estudio entrega una evidencia clara de que existen familias que no llevan a sus hijos al jardín infantil y nosotros tenemos que revisar ¿por qué ocurre esta situación?".

Además, resaltó la importancia del estudio en la agenda, dada la reciente creación de la Subsecretaría de la Niñez y el nuevo Ministerio de Desarrollo Social y Familia. Por eso, todo lo que tenga que ver con apoyar a la familia, con la crianza y educación de los hijos es muy relevante. Y esta iniciativa es un insumo muy importante para las decisiones de política pública en esta materia”.

Por su parte, Alejandra Arratia, directora ejecutiva de Educación 2020 expresó que “este programa ofrece a las familias la opción de fortalecer su participación en los procesos educativos de sus hijos e hijas, acompañados de profesionales de la educación. Tenemos que emparejar la cancha desde la primera infancia, favoreciendo que todos nuestros niños y niñas desarrollen su potencial, y para ello es importante generar modalidades de atención más flexibles y más adaptables a las necesidades de las familias”.

En esta misma línea, María Laura Berner, directora ejecutiva de Fundación Arcor Chile —organización que busca contribuir a que la educación sea una herramienta de igualdad de oportunidades para la niñez— comentó que “realizamos este estudio porque nos interesa contribuir a una política pública que promueva la diversidad en la oferta de centros que sean flexibles y multidisciplinarios, en donde se apoye a las familias en su rol educador y formador, y que permita que más niños y niñas accedan a la educación parvularia”.

Una propuesta pensada en las familias

En el estudio “1, 2, 3 Por la Infancia: programa flexible para el aprendizaje familiar” se propone que los padres, madres y adultos responsables puedan participar de los procesos de crianza y educación de sus hijos e hijas, entregándoles herramientas para estimular su aprendizaje a temprana edad, por medio de diversas actividades pedagógicas que estimulen el desarrollo de sus habilidades sociales, emocionales y cognitivas, promoviendo, además, entornos familiares oportunos para el desarrollo infantil.  

Además, en este modelo flexible se consideró a una dupla de profesionales, ya sea un educador o educadora y un profesional del ámbito psicosocial, tal como un psicólogo o trabajador social. Estos profesionales serían los encargados de realizar actividades al aire libre, para promover el desarrollo motriz de los niños y niñas y un estilo de vida saludable a través de juegos activos.

También, estos centros incluirían espacios para la lectura y la experimentación, y talleres relacionados con las artes, música y manualidades, entre otros. Otro punto importante es que serían espacios gratuitos, con el fin de convocar a familias diversas en términos socioeconómicos y entornos culturales, para promover una sociedad inclusiva desde la primera infancia.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV