domingo, 18 de noviembre de 2018 Actualizado a las 16:34

Cultura - El Mostrador

De narcotraficante a guerrero mapuche: La versatilidad del actor revelación de la tevé local

por 13 julio, 2015

De narcotraficante a guerrero mapuche: La versatilidad del actor revelación de la tevé local
Gastón Salgado se crió en San Joaquín, estudió actuación en el Instituto Arcos y se hizo conocido interpretando a un criminal en la serie “El reemplazante”. Ahora la rompe con su personaje de Nehuén, un joven indígena enamorado de una hermosa española en la serie “Sitiados” de TVN.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Gastón Salgado (Santiago, 1985) pasó de criarse en San Joaquín a codearse con estrellas internacionales. Este joven actor dio el salto con la serie de sobre la educación El reemplazante de TVN, donde interpretaba a “Claudio”, un narcotraficante, a Sitiados, que retrata el conflicto mapuche alrededor del Chile colonial del 1600, donde es Nehuén, un joven guerrero mapuche enamorado de “Rocío” (la argentina Macarena Achaga).

Para este último papel debió superar un durísimo casting de varios meses y luego someterse a un exigente programa de acondicionamiento que le hizo subir ocho kilos. “Tuve que entrenar y comer harto. La imagen que querían de este mapuche es que fuera imponente, grande. Yo en ese momento estaba muy flaco. Además el personaje se llama Nehuén, que en mapudungun significa fortaleza, fuerza espiritual, fuerza física”, explica.

Salgado estudió actuación en el Instituto Profesional Arcos y luego tomó algunos cursos con Roberto Matus, y con Nicolás Acuña, que luego lo dirigió en ambas series del canal público.

En cuanto a los personajes que le gusta interpretar, dice que le “ha tocado la suerte de participar en proyectos que son súper interesantes. En el fondo trato de retratar seres humanos, con contradicciones, ni buenos ni malos, con complejidades. Por ese lado me voy, esa es mi búsqueda con los personajes, que sean reales, que no se vean los hilos de la maqueta, que no se vean estereotipos. Mostrar los distintos puntos de vista del mismo personaje, sin enjuiciarlo”.

Este artista no para. Acaba de terminar de grabar otra serie para TVN, Lucha de gigantes, donde interpreta a un carabinero que busca justicia por su cuenta en una historia que se desarrolla en el pueblo ficticio de San Fermín y habla de abuso de poder, y una película, Camaleón, un thriller sicológico de Jorge Riquelme. Además trabaja en otra cinta, Niño nadie, de Fernando Guzzoni, sobre cuatro jóvenes sin rumbo fijo, inspirada en el caso Zamudio.

Por si fuera poco, los viernes, sábados y domingos de este mes puede verse a Salgado en la comedia negra sobre la educación y el poder La muerte de la imaginación, del Teatro del Puente (Parque Forestal s/n, Metro Baquedano).

Leyendo a Bengoa

Para su papel de Nehuén, Salgado además estudió “lo más posible, leyendo sobre la cultura mapuche, tratando de entender la cosmovisión, de cómo debe haber sido ser un mapuche en esa época, por lo que tenían que pasar, lo que significaba defender sus tierras ancestrales. Por ese lado me fui”. Además tuvo asesoramiento de un profesor de mapudungun.

Salgado admite que hasta entonces sabía poco del mundo mapuche. “Al estudiar uno entiende muchas cosas de la actualidad, que tiene uno mismo como chileno, de cómo se relaciona con el mundo”. Vio varios documentales y leyó libros, como “Un pueblo sin estado”, de Malú Sierra, e “Historia de los antiguos mapuches del sur”, de José Bengoa.

En cuanto al trabajo con la hermosa argentina Achaga, con quien interpreta una especie de “Romeo y Julieta” mapuche-española, señala que fue una relación de “muy buena onda”.

“En general, con los actores que venían de afuera (como la mexicana Marimar Vega y el colombiano Andrés Parra, conocido por interpretar a Pablo Escobar en la serie “El patrón del mal”) se armó vínculo afectivo  inmediato, y más con la Maca, compartimos harto. Nos hicimos bien amigos, que creo que es fundamental cuando tienes que mostrar una pareja, y más esta historia, que es súper épica”.

Para Salgado, la pareja representa esa “mezcla cultural” que dio origen a Chile. “Se muestran las dos culturas, lo bueno, lo malo. En la historia de la serie hay algunos mapuches que tienen mucho de español. Mi personaje nació en el fuerte y fue bautizado, conoce la cultura española y en el fondo la entiende. Es un personaje bien conciliador, que cree en la paz, en la integración de estas dos culturas”, dice.

Sin estereotipos

El artista además se declara “contento” con el resultado. “Vi la serie completa. Estoy súper contento con el trabajo que se hizo, no sólo el mío, sino de todos los actores. Siento que es un trabajo hecho con mucho cariño, mucho respeto”.

“Todos los que interpretamos mapuches tratamos de hacerlo con toda la pasión del mundo, de no caer en los estereotipos, de no mostrarlos ni bárbaros ni salvajes”, resalta. “En la serie hay mapuches que son más radicales, y otros más conciliadores. Mi personaje hace un viaje para transformarse en guerrero”.

Consultado sobre el actual conflicto mapuche, Salgado señala que en su opinión “se plasma muy bien en la serie. En el fondo los mapuches luchan por lo que tienen que luchar. Siento que es válida su lucha y que la sociedad no les ha dado el espacio ni el entendimiento  que requieren. Creo que eso es lo bonito de la serie, que escarba en la historia que no ha sido contada, una historia en la que está nuestra identidad”.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director

Niños “privados”

Envíada por Diego de la Barra; María Gracia Pavez; Cristián Orellena; Maida Merino; Rafael Goni; Isidora Lira; Hugo Jordán | 18 noviembre, 2018

Cartas al Director

Noticias del día

TV