Miércoles, 7 de diciembre de 2016Actualizado a las 05:44

La historia detrás de los millones de uno de los hombres más ricos de Chile

PiñeraCorp: el entramado de empresas detrás del candidato de la derecha

por 11 diciembre 2009

PiñeraCorp: el entramado de empresas detrás del candidato de la derecha
Lan Chile, Chilevisión y Colo-Colo son las más conocidas, pero las fichas las tiene diversificadas en sociedades donde incluso figuran su mujer y sus hijos. El siguiente es un extracto del capítulo de Piñera que aparece en el libro de la Premio Nacional de Periodismo María Olivia Mönckeberg “Los Magnates de la prensa”, de editorial Debate, que publica en exclusiva El Mostrador. Es una exhaustiva investigación sobre la concentración de la propiedad de los medios en Chile.

“Desde fines de los noventa puso el pie en el acelerador de sus negocios, haciendo apuestas diversas y exitosas que le permitieron transformarse en uno de los hombres más ricos de Chile en corto tiempo”.

“Acumuló una fortuna estimada entre 1.500 y 2.000 millones de dólares, pero el dueño de la Línea Aérea Nacional, LAN Chile y del Canal Chilevisión —entre otras pertenencias— tiene un horizonte en su vida que trasciende la conducción de sus empresas. Desde que en enero de 2006 Michelle Bachelet, la primera mujer que llegó a la Presidencia de Chile, lo derrotó en la segunda vuelta electoral, no ha descansado en su intento por alcanzar la meta que se ha impuesto: aterrizar en La Moneda”.

“Si logra triunfar en la larga y frenética carrera por cruzarse la banda presidencial sería el primer representante de la derecha electo en las urnas, desde que hace ya más de cincuenta años, Jorge Alessandri Rodríguez se impuso en septiembre de 1958, con un 31,6 por ciento de los votos, sobre el socialista Salvador Allende Gossens, quien obtuvo casi un 29 por ciento”.

“El problema para Sebastián Piñera es que adquirir una empresa o hacer una operación en la Bolsa de Comercio no es lo mismo que conquistar el voto popular de un país donde la desigualdad social y económica es uno de los más agudos problemas. Y donde aún está viva en la memoria la dictadura en la que participaron activamente quienes hoy lo respaldan. Aunque muchos de ellos prefieran olvidarlo”.

“Aunque ha reiterado que le fascina el mundo universitario, lo suyo han sido las inversiones de corto, mediano y largo plazo. Algunos lo califican de «especulador», más que de empresario. Lo cierto es que en el manejo del dinero ha desarrollado una notable destreza para comprar barato y vender caro, y para entrar y salir obteniendo el máximo de utilidades”.

“Ese «ojo» es lo que explica en parte que haya hecho una monumental fortuna en sólo dos décadas. Lo han ayudado en su aventura los nutridos lazos y redes económicas tejidas desde que egresó de la universidad. Cubren una amplia gama de relaciones, tan variada como la de los ámbitos productivos y de servicios, en los que ha ido haciendo sus «posturas» en la seguidilla de apuestas que le han permitido multiplicar su patrimonio hasta cifras que cuesta imaginar”.

“Sus padres distaban de ser los típicos «exponentes de la clase media » que el candidato inversionista ha pintado, pero es cierto que no heredó ni un peso de ellos. Y que mientras vivió en el hogar paterno, la tónica, como para la mayoría de los de su ambiente, era la austeridad”.

Chilevisión

“Tuvieron que pasar diez años antes de que Sebastián Piñera cumpliera su sueño del canal propio. En 1995, el magnate venezolano Gustavo Cisneros, cabeza del grupo Claxson, se le anticipó en la compra de Chilevisión. Finalmente, el 15 de abril de 2005, cuando Piñera estaba ya en campaña presidencial, llegó su hora en la televisión. Tras medio año de negociaciones con Cisneros, adquirió el ciento por ciento de las acciones del ex canal de la Universidad de Chile. Pagó al grupo venezolano 24 millones de dólares. En esta ocasión, Piñera le ganó la mano a Agustín Edwards, otro de los interesados”.

En el directorio de Axxion permanecieron los hijos del candidato: Sebastián, Magdalena y María Cecilia Piñera Morel; su socio José Cox Donoso, y los ingenieros comerciales Nicolás Noguera Correa y Santiago Valdés Gutiérrez, de la nueva generación de Piñera boys".

“La gerencia general de Chilevisión se la entregó a Ana María Délano Abbot, quien, pese a mantener un bajo perfil público, figura nada menos que como gerenta de Axxion, «el brazo armado» de Sebastián Piñera en sus operaciones bursátiles, durante los últimos años”.

“Ana María Délano desempeña cargos de máxima confianza en todo el entramado de sociedades del candidato inversionista y fue la primera mujer del ex presidente de la Sofofa Felipe Lamarca, con quien tuvo cinco hijos”.

“En la presidencia de Red Televisión Chilevisión, Sebastián Piñera instaló por un tiempo a su hermana Magdalena y designó como directores a Juan Luis Rivera Palma, hasta ese momento gerente de Bancard y considerado su lugarteniente en esa época; al director ejecutivo Jaime de Aguirre; y a su cuñado Gustavo Valdés Valenzuela, casado con Magdalena. Con posterioridad integró también a su amigo de toda la vida Fabio Valdés Correa, cuñado de Manuel Cruzat Infante”.

“Con Jaime de Aguirre como director ejecutivo, quien se fue a Chilevisión —desde TVN— en el primer semestre de 2005, el canal cerró con utilidades por 3.104 millones de pesos. Al año siguiente subió su rating promedio y fue la estación con más ganancias al alcanzar dos mil millones de pesos. Según De Aguirre, se trata de una línea editorial apegada a las audiencias, que él mismo califica como «sin dios ni ley», en directa alusión a Canal 13 y TVN”.

“Como una manera de apaciguar las críticas, el candidato dio otra señal en mayo de 2009: nombró presidente de Chilevisión a Carlos Hurtado Ruiz-Tagle, ex ministro de Obras Públicas de Patricio Aylwin y cuñado del ex senador DC Andrés Zaldívar. Hurtado, quien en esa fecha ya era miembro del directorio, es ingeniero comercial, integra el directorio de Molymet y es consejero elegido de la Sofofa. Había estado a cargo de TVN entre 1994 y 1995”.

“La resistencia del candidato a vender el canal choca incluso con opiniones de algunos de sus cercanos. Hasta Carlos Hurtado, recién designado por Piñera, respondió así a una pregunta del periodista Juan Cristóbal Villalobos en La Tercera: «No es bueno que un Presidente sea dueño de un canal de televisión. Dado el poder de regulación que ejerce el Ejecutivo sobre una estación complicaría a un Presidente»”.

“Chilevisión fue calificada como «la nueva obsesión de Piñera» al iniciarse el siglo XXI y no ha sido para él una apuesta más, sino un proyecto de largo plazo. La compra de las instalaciones de la ex empresa textil Yarur en la avenida Pedro Montt 2354 —en el sector sur de Santiago, cercanas al Club Hípico y al Parque O’Higgins—, donde quiere levantar una especie de ciudadela dedicada a la televisión, es una demostración más de su concepción de este negocio”.

LAN Chile

“Como ha aparecido en más de una revista estadounidense, Sebastián Piñera es también dueño de una de las más grandes fortunas de América Latina. En términos de valores involucrados nada se compara al 27 por ciento de la Línea Aérea Nacional, LAN Chile, que representaría cerca de mil millones de dólares. La familia Cueto posee otro 27 por ciento y entre ellos tienen un pacto de accionistas que les permite controlar cómodamente la aerolínea”.

“Diversas estimaciones indican que la mitad del patrimonio de Piñera está constituido por sus acciones en LAN Airlines, como se llama ahora la compañía que opera en Chile, Argentina, Perú y Ecuador”.

“Hasta 1985, la LAN era propiedad del Estado de Chile: había sido creada en 1929 como Línea Aérea Nacional de Chile. Su privatización después de ser llevada a la quiebra por los administradores del régimen militar, más que un traspaso de activos —que ya no quedaban porque los gerentes de la época fueron vendiendo aviones sin reponerlos—, significó despojar al Estado de la posibilidad de contar con una línea área y dejó los «cielos libres» para la explotación de inversionistas privados. A la larga, Sebastián Piñera junto a Juan Cueto y su familia fueron los grandes beneficiados”.

“En un comienzo, Piñera entraba y salía del negocio de la aviación, de acuerdo a lo que su «intuición» o su «olfato» le aconsejaban. Esto le significó importantes utilidades para aquellos tiempos. Pero nada comparado con lo que vendría después”.

“Dos son los brazos a través de los cuales tiene presencia activa en LAN: Inversiones Axxion S.A. e Inversiones Santa Cecilia, las que suman más de un 26,3 por ciento de la propiedad de la aerolínea. Los dividendos de LAN obtenidos por los accionistas gracias a las utilidades del año 2008 ascendieron a 105 mil millones de dólares, de acuerdo al informe entregado por la empresa a la Superintendencia de Valores y Seguros”.

“Una cuarta parte de ese total representa una suma superior a los 26 millones de dólares en un solo año: más de dos millones de dólares al mes serían entonces para Piñera, señora e hijos. Eso equivale a unos 1.300 millones de pesos al mes. La cifra marca un abrupto contraste con el promedio de cuatrocientos mil pesos al mes de los sueldos en Chile. O con los 170 mil pesos del salario mínimo hasta mediados de 2009”.

“Hasta abril de 2009 Axxion era en un 99,9 por ciento de Inversiones Santa Cecilia, pero ya en el informe de junio de la Superintendencia de Valores y Seguros figura como principal accionista Celfin Capital, una de las entidades administradoras de parte del patrimonio de Piñera. No obstante, en el directorio de Axxion permanecieron los hijos del candidato: Sebastián, Magdalena y María Cecilia Piñera Morel; su socio José Cox Donoso, y los ingenieros comerciales Nicolás Noguera Correa y Santiago Valdés Gutiérrez, de la nueva generación de Piñera boys”.

Colo-Colo

“A Blanco y Negro llegó en agosto de 2007, en un momento de baja en la Bolsa, e ingresó en su propiedad a través de Bancard. Alcanzó a tener más del 13 por ciento. En esa época declaró que estaba en un «claro proceso de desinversión en las empresas tradicionales», pero afirmó que se mantendría en «algunas compañías o proyectos que son distintos y para mí muy especiales y de los cuales mi intención es no desprenderme y seguiré muy comprometido»”.

“Esta vinculación entre política y negocios ha puesto desde hace años a Piñera en el foco de la atención. Y ha sido protagonista de sucesos polémicos como consecuencia de sus operaciones financieras. Una de esas historias ocurrió en 1997 después del caso Yuraszeck, cuando vendió acciones de las Chispitas a Endesa España y obtuvo un buen precio para él, tras haber enjuiciado al entonces zar de la electricidad por una maniobra semejante”.

“En 2006 calificó como «un error de cálculo» la adquisición de tres millones de acciones de LAN, el 24 de julio de ese año. Sólo un día antes se habían dado a conocer los positivos estados financieros de la aerolínea. El «error» le costó una multa de 360 millones de pesos impuesta por la Superintendencia de Valores y Seguros. Aunque anunció que recurriría a la justicia, no lo hizo. Pero no le habría ido bien, porque el juez del 27º Juzgado Civil, Javier Torres, falló en contra de su socio Juan Cueto, ratificando la posición de la Superintendencia, como informó el diario electrónico El Mostrador en enero de 2009”.

“«Lo que quiero es arrancar de FASA», afirmó el 27 de marzo de 2009, en el noticiario Telenoche, de Canal 13, tras admitir que tenía acciones a través de Bancard y de Inversiones Santa Cecilia. Y señaló que se «desprendería» de esas inversiones cuanto antes. Tuvo que conformarse esta vez con recibir un valor depreciado por el efecto del escándalo: alrededor de 1.400 millones de pesos, lo que se traduce en unos dos millones y medio de dólares”.

“Cuando los empresarios chilenos recién se asombraban con las posibilidades que les podría brindar el mercado nacional en este campo, el hoy candidato era parte de un proyecto para sentar bases de un grupo de empresas directamente relacionadas con el medio digital y las telecomunicaciones”.

“De acuerdo a la descripción de la página institucional Chile.com —que se autodefine «El portal de todos los chilenos»—, ese grupo de empresas se ha expandido en el mercado de la telefonía, telecomunicaciones, infraestructura y soporte digital entre otros rubros. «Chile.com es la principal vitrina de las empresas para mostrarse dentro del país y hacia el exterior. Grandes marcas publicitan día a día sus productos y servicios en nuestro portal que cada día recibe más de trescientas mil visitas», declara”.

“Al recorrer las redes de amigos y socios de Sebastián Piñera se puede observar que los más cercanos provienen de Ingeniería Comercial y algunos de Ingeniería Civil de la Universidad Católica. Así sucede con sus brigadas juveniles de hoy, pero también con la mayoría de los amigos de su generación”.

“Entre ellos hay algunos que tuvieron un pasado de simpatía familiar o personal hacia la Democracia Cristiana, como el propio candidato, pero que optaron por el mundo de los negocios, y hoy practican y defienden el liberalismo de mercado a ultranza, como Andrés Navarro, el presidente de Sonda; o «liberales» que colaboraron con el primer gobierno de la Concertación, como José Gabriel Cox o el mismo Carlos Hurtado”.

“Pero también sus lazos son estrechos con algunos connotados hombres de derecha dura, entre ellos, Carlos Alberto Délano, Fabio Valdés Correa o el propio Manuel Cruzat Larraín, a quien en tiempos difíciles Piñera ha socorrido. También se cuentan entre sus amigos a otros hombres de la UDI como Ernesto Silva Bafalluy, el socio y rector de la Universidad del Desarrollo y ejecutivo del grupo Penta.”.

“Al analizar los «mandatos de administración discrecional» se descubre que no abarcan todos los bienes de los Piñera Morel, ya que muchas propiedades están a nombre de otras sociedades formadas por sus hijos que no figuran en estos documentos”.

“Después se aclaró que el fideicomiso «ciego» de abril que entregaron las sociedades de inversiones Santa Cecilia y Axxion se restringe a las inversiones en sociedades anónimas abiertas, es decir, a las que se transan en la Bolsa y tienen más exposición pública, lo que constituye sólo una parte de la fortuna de Piñera. Destacaron sus portavoces que en los mandatos se seguiría el criterio de vender las acciones de las empresas concesionarias u operadoras de servicios públicos, cuyos precios sean regulados. Sería el caso de las eléctricas o las de agua potable. También estarían sometidas a este criterio las que pudiera tener en AFP o isapres. Pero sobre las concesionarias de Obras Públicas en que mantiene capitales a través de CMB no hay aparentemente un mandato específico”.

“En otros casos como el de LAN —donde ejerce el control del 27 por ciento a través de Axxion y Santa Cecilia— o en el de Clínica Las Condes —donde era dueño de un 9,7 por ciento vía Bancard—, se trata de contratos especiales. El argumento para no vender es que tienen pactos de accionistas. Pero en el fondo son una suerte de anuncios «con elástico», ya que en ambos casos se habla de «propuestas de alternativas de venta» que pueden hacerse efectivas «antes del 11 de marzo de 2010». La explicación del sugerente plazo es simple: es el día en que si fuera elegido Presidente de la República tendría que asumir” .

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes