jueves, 18 de abril de 2019 Actualizado a las 11:21

Opinión

Autor Imagen

Intentando reescribir la historia: el caso Frei Montalva

por 8 abril, 2019

Intentando reescribir la historia: el caso Frei Montalva
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El ex presidente Frei Ruiz-Tagle, en una comparecencia a un programa televisivo matutino del día domingo 7 de abril, se extendió latamente, destinando gran parte de su participación (con la evidente impotencia e incomodidad de los entrevistadores) a referirse al caso de la muerte de su padre, el ex presidente Frei Montalva y las derivaciones  judiciales de la misma, en un caso que lleva abierto ya un par de décadas.

Sin afán de minimizar la eventual ocurrencia de hechos punibles en la muerte del ex Presidente, repasemos un poco la historia de nuestro país y el rol que jugó en ella. El Sr. Frei Montalva accedió a la presidencia el año 1964, es decir hace 55 años, luego de la primera campaña electoral en Chile donde se utilizó, a destajo, lo que conocemos hoy como “campaña del terror”. Obtuvo el 56% de los votos, con el apoyo de la derecha. Se hizo uso y abuso (mas abuso) de imágenes de tanques soviéticos entrando a Praga, sacerdotes supuestamente  enfrentando el paredón en Cuba, etcétera, dando a entender que ése sería el destino de Chile si ganaba Salvador Allende, en su tercera incursión en una presidencial.

El gran legado del gobierno del Sr. Frei Montalva fue, sin duda, la Reforma Agraria iniciada entonces, profundizada en el breve período del gobierno de la Unidad Popular y parcialmente revertida en el gobierno cívico-militar posterior. Llevó a cabo también la “chilenización” del cobre, tímida antecesora de la posterior nacionalización, materializada en el gobierno de Allende.

Durante su gobierno ocurrió el episodio de Laguna del Desierto, en donde el rol y la actitud del gobierno chileno, débil (como ha sido la tónica de distintos  gobiernos chilenos ante Argentina), se tradujo en un avance de la gendarmería argentina sobre dicho territorio. Luego, en otro gobierno democristiano (el de Aylwin) se perdió el arbitraje. También ocurrió en su gobierno un hecho fuertemente grabado en la memoria nacional: la Matanza de Pampa Yrigoin, en marzo de 1969, en donde once pobladores fueron muertos por Carabineros, siendo Ministro del Interior don Edmundo Pérez Zujovic.

Sobre el rol del ex presidente Frei Montalva en el período de 60 días comprendido entre la elección de Allende y su asunción, existen antecedentes  (Informe de Coyuntura de la CIA del día 2 de octubre de 1970) de que Frei Montalva mantuvo reuniones con militares para evaluar impedir la ratificación de Allende por el Congreso. La presencia del General Schneider como Comandante en Jefe, habría sido el principal obstáculo para ir más allá. Para los jóvenes que no recibieron Educación Cívica y además conocieron una Historia de Chile versión ligth, les cuento que ése Comandante en Jefe fue asesinado en ése mismo período. El informe de la CIA no dice que el Sr. Frei Montalva se haya opuesto a cualquier intento de interrumpir la democracia. Sólo dice que “no  reunió el coraje necesario”. Un informe del agente de la CIA David Atlee Phillips, señala “los constitucionalistas generales chilenos están esperando las órdenes de Frei para llevar a cabo un golpe de estado”.

Ya asumido Allende, la democracia cristiana evaluó incluso incorporarse al gobierno. Edmundo Pérez Zujovic  planteaba: “entremos al gobierno y lo controlamos desde dentro”. La idea no prosperó. Entre otras razones porque Frei Montalva manifestó. “el régimen allendista no alcanzará a durar un año”. La misma postura (de no colaborar ni mucho menos integrarse) era compartida por Patricio Aylwin y otros políticos DC.

En abril de 1972, con motivo de la III Conferencia Mundial de la UNCTAD en Santiago, la DC se jugó una fuerte carta en contra del gobierno de Allende, al propiciar una marcha y un acto opositor, cuyo único orador fue Patricio Aylwin. Se trató de un acto claramente orientado a preparar a la comunidad internacional para lo que vendría.

Con motivo del ejercicio preparatorio del golpe de estado, el “tanquetazo” del 29 de julio de 1973, Frei Montalva lo atribuyó a una maniobra del gobierno. Algo así como un autogolpe (¿?).

No hay constancia que Frei Montalva haya participado efectivamente en las reuniones con militares previas al golpe de estado, pero se convirtió en su principal justificador civil. Ahí están, para constancia, la entrevista con ABC y la famosa carta al líder DC italiano Mariano Rumor.

Seguramente, la anécdota que lo presenta esperando en su casa la banda presidencial que le ofrecerían los militares, en la tarde del día 11 de septiembre y días posteriores, sea solo eso: una anécdota. Pero muy significativa de su rol previo al golpe.

Así, resumiendo, estimo que el rol de opositor del Sr. Frei Montalva al gobierno militar ha sido claramente amplificado. Cuando se ha contribuido con todo tipo de acciones – por acción u omisión – para favorecer la ocurrencia de un hecho tan gravoso como un Golpe de Estado, no se puede alegar luego ignorancia respecto a sus consecuencias. La justicia establecerá las causas precisas de su muerte, pero sería altamente dañino para la historia y transparencia cívica que dichas causas, en caso de resultar criminales, sirvan para blanquear el rol que el ex Presidente tuvo en la materialización del Golpe y en su posterior justificación. Los hechos están ahí.

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV