Teletón: la donación de Luksic - El Mostrador

Sábado, 18 de noviembre de 2017 Actualizado a las 21:18

Opinión

Autor Imagen

Teletón: la donación de Luksic

por 15 noviembre, 2017

Los Luksic tienen, al día de hoy, la marca de la mayor donación de la historia de la Teletón. En la presente columna explicaremos que ese récor es impreciso. Y calculamos que la donación a Teletón de Luksic debiera ser alrededor del doble a su donación más alta, como para considerarla verdaderamente la más alta de la historia. Por supuesto, como todavía quedan días para la próxima edición de Teletón, es posible que Luksic sí done $8.000 millones y así todos nos quedamos más tranquilos.

Quedan pocas semanas para Teletón. La secuencia será abrumadora. En 40 días habrá elecciones de primera vuelta, Teletón, segunda vuelta, Navidad y Año Nuevo. En estos días Andrónico Luksic debe estar pensando en el monto a donar a Teletón por su grupo de empresas. Pero mientras tanto, la semana pasada terminó de comprar Canal 13. La universidad enajenó lo que quedaba de su propiedad y Andrónico consiguió cumplir el sueño de todo youtuber: tener un canal propio. Este mismo canal tendrá en diciembre el desafío de participar y otorgar al hombre ancla en la Teletón, el programa televisivo de solidaridad y la obra caritativa más exitosa de la historia de Chile. En ese día Luksic no solo hará participar su canal, sino que será probablemente el principal donante, o eso se dirá, cuando su grupo económico entregue una cifra algo superior a la otorgada en la edición anterior, que superó todas las donaciones realizadas anteriormente en las largas décadas que ya tiene el evento. En la última edición de Teletón, las empresas de la familia Luksic donaron $2.100 millones de pesos. Estas empresas son CCU, Antofagasta Minerals y Banco de Chile. La cifra fue complementada por la familia y su patrimonio permitiendo así una suma superior a los $4.000 millones de pesos.  Se trató de la donación más grande de la historia de la Teletón.

La donación de $4000 millones enmudeció al público. Siempre se festejaba con locura cifras de $1500 a $2000 millones. Por tanto, el monto final generó consternación. Hasta aquí se trata solo de este relato de billetera abierta e impacto nacional. Pero hay algo que no se suele analizar. Probablemente usted ha escuchado, leído o incluso ha sido emisor de comentarios respecto a que las donaciones de Teletón serían bajas o nulas, porque los productos acompañados de la marca aumentan sus ventas. La verdad es probablemente distinta. El negocio de Teletón es legitimidad y desarrollo de marca para las empresas, pero no utilidades. Las donaciones, que parecen muy altas, no lo son tanto. Son una buena inversión, en resumen. Pero no generan el mismo dinero que gastan. Pero hay una excepción, por el tipo de empresa de la que se trata: Banco de Chile.

La cuenta de la Teletón recoge sobre $35.000 millones de pesos al año o máximo cada dos años. La cifra no es demasiado significativa para un banco, pero -sin duda- es un buen cliente. Y ese dinero queda circulando, es decir, no se sitúa en forma de papeles-moneda en una bóveda, sino que aparece nominalmente en la cuenta para que Teletón gire cuando necesita el dinero. Pero ese dinero va donde tiene que ir en un banco: a dar créditos o a otros instrumentos financieros que son variaciones de lo mismo. Es decir, Banco de Chile ‘trabaja’ el dinero de la Teletón, ‘lucra’ con él. No decimos que ello sea negativo. Solo decimos una cosa más simple: ¿qué pasa si descontamos las potenciales utilidades de ese dinero a la donación que el banco realiza? Es decir, ¿dona realmente dinero el Banco de Chile a la Teletón?

La donación de toda la Teletón, los más de $35.000 millones de pesos de la última edición, van a parar a la cuenta 24.500-03 del banco de Chile. Es decir, dicho banco es donante de Teletón, pero también proveedor de un servicio. Y ese servicio le genera rentas al banco. Y es que la cuenta 24500-03 del Banco de Chile, no obstante ser la más famosa cuenta corriente de Chile, es una simple cuenta bancaria, como cualquier otra. Es decir, ese dinero queda en el banco. ¿Qué importancia tiene este hecho? A continuación la respuesta.

Un banco es una entidad que tiene como producto lucrativo esencial el crédito, es decir, prestar dinero (de muchas maneras muy creativas, el grueso de los productos bancarios son dar créditos u obtener fondos para darlos, siempre se trata de vender dinero al mayor precio posible). Todo préstamo se basa en un fundamento: cobrarle a una persona o empresa una cantidad de dinero por adelantarle un dinero que no tiene en el presente. Es decir, si pido $3.000.000 de pesos, me cobrarán en 12 meses, por ejemplo, $400.000 pesos. Lo que quiere decir que terminaré pagando $3.400.000 pesos. Esto es, básicamente y en simple, lo que los bancos hacen. Como no tienen todo el dinero para prestar en sus manos, es decir, deben recurrir a dinero ajeno para hacerlo; el préstamo lo cursan con dinero que ellos mismos piden prestado o con recursos captados en las cuentas de sus clientes. Es decir, un banco con muchas cuentas corrientes y de ahorro puede prestar más barato y es más competitivo que uno que debe pedir prestado para prestar.

La cuenta de la Teletón recoge sobre $35.000 millones de pesos al año o máximo cada dos años. La cifra no es demasiado significativa para un banco, pero -sin duda- es un buen cliente. Y ese dinero queda circulando, es decir, no se sitúa en forma de papeles-moneda en una bóveda, sino que aparece nominalmente en la cuenta para que Teletón gire cuando necesita el dinero. Pero ese dinero va donde tiene que ir en un banco: a dar créditos o a otros instrumentos financieros que son variaciones de lo mismo. Es decir, Banco de Chile ‘trabaja’ el dinero de la Teletón, ‘lucra’ con él. No decimos que ello sea negativo. Solo decimos una cosa más simple: ¿qué pasa si descontamos las potenciales utilidades de ese dinero a la donación que el banco realiza? Es decir, ¿dona realmente dinero el Banco de Chile a la Teletón?

Hemos calculado las rentas que produce un crédito de consumo del Banco de Chile en un año. Hemos usado este instrumento (el crédito de consumo) pues es una buena media entre los créditos más baratos en porcentaje (hipotecarios y otros) y los más caros (línea de crédito y otros). Hemos imaginado que el Banco de Chile usa $30.000 millones del dinero recaudado en Teletón para dar créditos de consumo de $3.000.000 de pesos por 12 meses. Nótese que no hemos utilizado todo el dinero recaudado en la última Teletón, pues en rigor eran $35.000 millones. Lo calculamos con menos a propósito, pues entendemos que hay dinero que rápidamente se irá retirando.

Un crédito de $3.000.000 de pesos a 12 meses generará $403.092 pesos, de acuerdo al interés cobrado por Banco de Chile para ese producto. Si lo pensamos desde la cifra agregada de las donaciones, de $30.000 millones de pesos, la utilidad de Banco de Chile por créditos realizados con el dinero de Teletón es de $4.030.920.000, es decir, redondeando, $4.000 millones de pesos. Ya sabemos que la histórica donación de los Luksic en la Teletón pasada fue exactamente de $4.400 millones de pesos. Si le restamos la utilidad que la Teletón le produce a las arcas del banco, quedamos en una cifra muy lejana al récor. En la práctica el Banco de Luksic estaría donando lo que gana con la misma Teletón. Es indudablemente un mérito, pero no es el donante más extraordinario que haya existido, pues la cifra de donación real, a la hora de la contabilidad, es la décima parte. No es un asunto tan grave, pero puede ofender la fe pública. Los chilenos creen que de verdad los Luksic hacen una gran donación. Y no es el caso.

Aclaremos. Asumimos que el banco no le cobra interés a la línea de crédito de Teletón, que tienen facilidades extraordinarias como institución. Nada de eso lo dudamos. No es que sepamos que es así, solo decimos que nos parece obvio que así sea. Solo estamos diciendo que, en una época de transparencia requerida, sería bueno que las empresas en general, pero sobre todo el Banco de Chile, dejaran en claro los antecedentes que permiten garantizar que las empresas van a Teletón evitando intenciones secundarias de rédito empresarial. Y es que se trata de una obra de beneficencia.

Pero el problema de Andrónico Luksic tiene solución. Ahora que ya tiene su canal íntegramente propio y puede ir dejando el youtube, tiene tiempo estas semanas para llegar renovado a la Teletón 2017. En esta ocasión, el señor Luksic puede entregar una donación de $8000 millones de pesos. Y para los desagradables que se andan fijando en detalles, puede subir a la página del banco un pequeño informe donde señale el monto real de la donación.  De cualquier modo, para la mayor parte de los chilenos el arribo de esos $8000 millones generará aún más consternación que los $4000 anteriores y marcará otro punto histórico en favor de su familia. Es un buen consejo, ojalá le sirva. En cualquier caso, a los niños y niñas de la Teletón, indudablemente les servirá.

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes

Plan Individual

Anual:
$90.000
Semestral:
$40.000
Trimestral:
$20.000
Mensual:
$10.000

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)