Sábado, 10 de diciembre de 2016Actualizado a las 17:10

Camila Vallejo va a la reelección en la FECh

La arriesgada apuesta del PC

por 15 noviembre 2011

La arriesgada apuesta del PC
Aunque hubo conversaciones hasta ayer con el movimiento Nueva Izquierda Universitaria, finalmente los dirigentes de la Jota llegaron sin ellos a inscribir su lista. Apuestan a que la emblemática líder estudantil continúe el proceso de movilizaciones que ha remecido al país. Sin embargo, no todos hacen proyecciones favorables. Mientras otros dirigentes se retiran en el peak, como Camilo Ballesteros que suena como carta para las elecciones municipales, sobre Vallejo la pregunta es simple, pero dura: ¿Qué pasa si pierde?

Pasadas las 19:00 horas de ayer, en la sede del Partido Comunista en Vicuña Mackenna, la decisión ya estaba tomada. En medio de la Comisión Política del partido y en una reunión en la que también estaban Camila Vallejo, Paz Carmona -subsecretaria de las Juventudes Comunistas- y Karol Cariola -secretaria general de las JJ.CC-, la apuesta fue ir por un año más al mando de la FECh.

Las cartas estaban sobre la mesa: para el PC la fuerza de Vallejo es tal que su nombre significa triunfo, sin embargo en las JJ.CC existían más temores sobre exponerla y arriesgar su capital político.

Al término de la inscripción -a la que sumaron a algunos grupos independientes de izquierda- y en medio de un mar de gritos y movimientos de banderas de todas las listas en la sede de la federación de Estudiantes de la universidad de Chile, Karol Cariola dijo que la apuesta busca dar una señal colectiva. “Hoy Camila es parte de ese proyecto político que está en un proceso de desarrollo y que debe concluir. Por eso, como Juventudes Comunistas, tenemos una responsabilidad con esto, no sólo con la federación. No vamos anteponer sus prioridades personales frente a las colectivas”.

En la misma línea de Cariola, Juan Andrés Lagos, miembro de la comisión política del PC, dijo que “el papel de la Jota y Camila han sido de una tremenda fortaleza y abre un camino a un movimiento social importante”. ¿Y si no ganas las elecciones? Lagos responde: “Los jóvenes comunistas han hecho esos análisis, existe esa posibilidad, pero en la vida hay que jugársela”.

Si bien es una tradición en la FECh inscribir las listas minutos antes de que caiga la medianoche y se cumpla el plazo fatal; esta vez la demora sumaba un retraso natural: hasta ayer continuaron las conversaciones de la Jota para establecer alianzas más amplias; por ejemplo con la Nueva Izquierda Universitaria, con quien se aliaron en tres períodos, pero que ahora optó por llevar lista propia y como nombre fuerte a Cristóbal Lagos, actual secretario general de la federación. “Hasta último minuto la Jota insistió, pero no era posible”, señalan en el NIU.

El quiebre

La Nueva Izquierda Universitaria nació el año 2005 de la mano de varios ex presidentes de la FECh, como Marisol Prado, Iván Mlynarz y Rodrigo Roco. “Se trataba de una forma de aglutinar a los ex dirigentes que no teníamos movimiento y que no simpatizábamos con ningún partido político”, cuenta Felipe Melo, presidente de esta federación el año 2004.

“El papel de la Jota y Camila han sido de una tremenda fortaleza y abre un camino a un movimiento social importante”, sostuvo Juan Andrés Lagos, miembro de la comisión política del PC.

Sin embargo, a poco andar este año, los roces entre las JJ.CC y la Nueva Izquierda se hicieron presentes. “Hacemos un diagnóstico distinto de cómo conducir el movimiento: entendemos que esto no se abrocha sólo del lado institucional y los parlamentarios. No compartíamos el diagnóstico ni la estrategia al momento de encarar el conflicto”, señalan en Nueva Izquierda.

Y se instaló un hito en este proceso de quiebre: “El momento de sentarse a negociar para la Chile fue una decisión traumática porque el sentir de los estudiantes estaba dividido”, comenta un dirigente.

“Nosotros hicimos un diagnóstico distinto de la situación este año y en ciertos momentos creíamos que había que tensionar más o menos. Quizás para afuera estuvo bien, pero quizás faltó más en nuestros espacios en la universidad, quizás se dejó un poco de lado”, señala Cristóbal Lagos.

Carlos Huneeus, director del Centro de Estudios de la Realidad Contemporánea (CERC) piensa que Vallejo “ha tenido una actitiud rígida y la toma de la Casa Central de la Chile por tanto tiempo no ha sido beneficioso y le ha producido un daño y ella ha tenido responsabilidad en ello... La gloria es transitoria y se han olvidado de eso. Ella asumió un costo muy grande”.

Sin embargo, no todos piensan lo mismo. Jaime Retamal, jefe del departamento de Carreras de la Usach, cree que por lejos Camila Vallejo es una de las líderes estudiantiles más carismáticas del último tiempo. “La impronta del PC no le suma más que un sentido de orientación: Camila es de izquierda y busca con su actuar político los ideales de la igualdad, la solidaridad y la justicia social. Camila Vallejo es más que el comunismo de su partido así como Allende -mutatis mutandi- fue mucho más allá de los partidos. Camila Vallejo representa la savia nueva no sólo del PC, representa la juventud del siglo XXI que busca construir más allá de la Concertación, de la Alianza y de toda la política partidista que se ha hecho en Chile desde el retorno ala democracia”.

Y la figura de Camila Vallejo no ha sido la única que ha destacado. Al interior del PC ya se menciona a Camilo Ballesteros -actual presidente de la Feusach y encargado universitario de la Jota- como una eventual carta en las elecciones municipales. “Se habla eventualmente de Estación Central o Santiago Centro”, comenta una dirigente del partido.

El avance de los autónomos

Una de las diez listas que se inscribieron es la de la Izquierda Autónoma, que nació el año 2003 y que el año pasado fue junto al colectivo Arrebol en la alianza Creando Izquierda, igual que este año. “Hay incertidumbre porque la Camila ha tenido mucha visibilidad y es difícil hacer un pronóstico respecto al final; pero de todas maneras dentro de la Universidad de Chile hay mucha resistencia a su liderazgo; por su vinculación a personajes como Gajardo, como Martínez; por las prácticas cupulares del PC que son verticales, entonces este movimiento se ha resentido el tipo de liderazgo que ella ha tenido y eso quizás no se ve en la tele, pero se puede ver dentro de la elección. Es una apuesta muy arriesgada del PC, puede perder y este personaje que apareció en todo el mundo, en la universidad y en el espacio que ella representaba no supo construir mayoría”, señala un dirigente de la IA.

En medio de las movilizaciones estudiantiles, el vicepresidente de la FECh y miembro de la IA, Francisco Figueroa, no ha pasado inadvertido. Fue uno de los primeros en emplazar a la senadora Ena von Baer, por ejemplo. "Él ha permitido que el movimiento adquiera un corte más político. Cuando Camila ha cumplido más bien un rol social, Figueroa ha sido capaz de interpelar a los responsables políticos de las desigualdades en Chile" , señala uno de los integrantes del grupo.

Actualmente tienen algunos de los centros de estudiantes más importantes, como Ingeniería, Derecho, Ciencias Sociales, Arquitectura, y desde su creación han ido sumando adherentes. Las JJ.CC no tienen ningún centro de alumnos. Este año, los autónomos apuestan por la figura de Gabriel Boric, quien fuera presidente de la Escuela de Derecho cuando renunció al decanato Roberto Nahum, en medio de una serie de acusaciones en contra del abogado.

La elección de la FECh es un sistema de lista integrada: se elige como presidente al presidente de la lista más votada. Los electores pueden votar por el candidato y por la lista. El año pasado, Creando Izquierda tuvo una diferencia de sólo 79 votos con la lista de Camila Vallejo. Todos esperan que este año se registre una votación mayor, el mismo fenómeno que ocurrió en la FEUC –donde ganó Noam Titelman, del NAU–. “Seguramente votará más gente este año. La prensa está más expectante… Hasta las mamás les van a preguntar a los hijos por quién votaron y en ese contexto la elección será más apretada y se jugará mucho más en la campaña”, cuentan en la FECh.

Marcos Moreno, cientista político de la Universidad Central cree que si Camila Vallejo logra ganar esta elección -que se desarrollará el 5 y 6 de diciembre- será “un éxito en términos de aumentar el capital politico del PC, pero si pierde será una derrota muy fuerte... Desde ese punto de vista está atrapada porque está supeditada a un partido que sigue siendo estructurado en su toma de decisiones. Hay poco margen para los militantes”.

Todos estos son temores a los que Retamal les pone una palada de tierra: “Que la presidencia de la FECh vaya acompañada de todo el espectro de la izquierda o sólo del PC poco importa. Más aún, poco importa si Vallejo gana o no una nueva elección en la Universidad de Chile. Tiene mucha proyección y una derrota no será para ella sino un aprendizaje. Es una lider valiente si sólo va acompañada del PC, demuestra sólo disciplina y coraje. Si la izquierda de la FECh no vota por ella y elige otro candidato, es que la izquierda de nuevo mostrará lo mezquina que puede ser -aun en las nuevas generaciones- y lo ambiciosa que puede llegar a constituirse una silla presidencial, aunque sea, la de una universidad pública”.

Noticias Relacionadas

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes