martes, 20 de octubre de 2020 Actualizado a las 08:29

Autor Imagen

Redignificar la Salud Pública

por 26 septiembre, 2015

  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Con los siguientes síntomas: largas listas de espera, escasa de resolutividad de la atención primaria, la deuda de los hospitales y déficit de médicos en el sistema público, en regiones y más aun de especialistas, el diagnóstico es claro: El sistema de salud está en crisis. ¿Dónde se origina este cáncer? En la dignidad de la Salud Pública.
Frente a esta situación, se han planteado diversas estrategias terapéuticas: la modernizacion del sistema, la inversion en infraestructura, incluso la reforma del sistema de aseguramientos de salud, sin embargo estas son solo medidas sintomáticas que no erradican la enfermedad. Lo que necesitamos en el fondo, es una mentalidad de ir al rescate de la salud pública, devolverle la salud al Servicio Público, por medio de una reanimación enérgica y efectiva su dignidad.

La inversion en infraestructura es necesaria, ya que con las 2,1 camas por cada mil hab estamos lejos de las 4,9 camas por mil que tiene la OCDE. De igual forma, las brechas de recursos humanos son elocuentes. En Chile tiene hoy 1,6 médicos cada mil habitantes cuando el promedio de la OCDE es de 3.2 por mil habitantes. Y si consideramos solo el sistema público, este índice es de cercana a 1 por cada mil habitantes. Frente a esto, el fortalecimiento de la red de salud, es decir: lograr un dialogo efectivo transversal a todo nivel, desde la atención primaria, hasta los hospitales de alta complejidad, de modo de que cada nivel tenga las herramientas y recursos humanos y fisicos para resolver adecuadamente, son fundamentales para re-constuir un modelo eficiente y resolutivo. Finalmente la desvinculación de Aseguradores (ISAPRES) de los Prestadores (Clínicas y Centros médicos), y la modificación del modelo de los Seguros de Salud, urgen para que los beneficiarios no sean discriminados por edad, sexo o factores de riesgo de salud, y se cumpla efectivamente el rol ético-social de las aseguradoras ya sea publica o privadas.

Para devolver el recurso humano al servicio público no bastan los incentivos económicos, no se puede competir contra “el mercado” de la Salud. Lo que se necesita con urgencia es avanzar en base a una política de Estado que rescate la alianza Académico-Asistencial.

Para devolver el recurso humano al servicio público no bastan los incentivos económicos, no se puede competir contra “el mercado” de la Salud. Lo que se necesita con urgencia es avanzar en base a una política de Estado que rescate la alianza Académico-Asistencial. No solamente es un gran incentivo trabajar en un equipo con formación continua, vinculado a una Universidad, con especialistas de altas competencias y con recursos para desarrollar investigación y ofrecer una medicina de calidad; sino que también permite fortalecer la capacidad formadora del mismo, reduciendo el déficit de recursos humanos en el mediano y largo plazo.

Como se ha señalado, los cambios necesarios en salud son de largo plazo, y debe ser a partir de la construcción de una visión país, en base a la solidaridad y el bien común. Que sea compartida transversalmente y que se exprese en políticas de Estado. Cambiar el sistema de aseguramiento en salud, fortalecer el sistema público de salud y revitalizar las alianzas Académico-Asistenciales, para recuperar el recurso humano de la Salud Pública, son los desafíos terapeuticos de este sistema, que si me preguntan, yo no daría por muerto.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV