viernes, 6 de diciembre de 2019 Actualizado a las 03:34

La NBA se mete en líos con Pekin

por 12 octubre, 2019

La NBA se mete en líos con Pekin
La Asociación de Baloncesto de Estados Unidos, conocida con NBA, perdió casi todos sus principales patrocinadores de China, el mayor mercado de la liga fuera de EE.UU., en una demostración de poder económico del gobierno luego de que un tuit de apoyo a los manifestantes de Hong Kong desencadenara una reacción violenta. Una asociación local de Nissan Motor Co. fue la más reciente en distanciarse de la liga estadounidense de baloncesto. El mayor fabricante de ropa deportiva de China, la segunda empresa láctea más grande y una marca de teléfonos inteligentes también dijeron que iban a retirar el patrocinio. La red de televisión estatal CCTV y el gigante tecnológico Tencent Holdings Ltd. dijeron el martes que no transmitirán los partidos de pretemporada de la NBA. En la más reciente controversia de China que involucra a la organización de baloncesto, Pekín recurre a una estrategia ya comprobada en el tiempo, dirigida a empresas que considera desafían sus intereses políticos —especialmente aquellas que cuestionan su soberanía sobre ciertos territorios. El furor, provocado por el tuit de la semana pasada de un funcionario de los Rockets de Houston, ha desestabilizado a la NBA en un mercado multimillonario. “Pekín adopta una actitud de tolerancia cero ante cualquier interferencia extranjera percibida en sus asuntos internos”, dijo Hugo Brennan, analista principal de Asia en la consultora de riesgo global Verisk Maplecroft. “Esto explica por qué tiene una postura tan rígida”. La polémica ensombreció lo que se suponía sería una semana clave para la NBA en China, con partidos de exhibición entre dos equipos principales. Brooklyn Nets, recientemente comprado por el cofundador de Alibaba Joe Tsai, y los Lakers de Los Ángeles se enfrentarán en Shanghái el jueves y el 12 de octubre en Shenzhen, al otro lado de la frontera con Hong Kong. La tensión también pone en duda si los partidos realmente se llevarán a cabo según lo planeado. Ambos equipos, que ya están en Shanghái, debían hablar con los medios el miércoles. Pero las conferencias de prensa fueron pospuestas “dada la fluidez de la situación”, dijo la liga, sin indicar nueva fecha y hora. China se ha vuelto cada vez más sensible a medida que aumentan los desafíos en varios frentes. La guerra comercial exacerba una desaceleración en su economía de US$13,6 billones, mientras que las protestas a favor de la democracia en Hong Kong plantean dudas sobre su capacidad para controlar el territorio semiautónomo. Esto hizo que el tuit (ya eliminado) de Daryl Morey, gerente general de Houston Rockets, fuera particularmente inflamatorio para Pekín. Dongfeng Motor Co., la asociación de Nissan, suspendió su patrocinio a la NBA, mientras que Mengniu Group, propietario de una empresa láctea y socio de mercadeo de la NBA desde hace mucho tiempo, dijeron que “se oponen firmemente a todas las palabras y hechos que desafían la soberanía nacional de China y ponen en peligro la estabilidad social del país”. Anta Sports Products Ltd., creciente firma de ropa deportiva y zapatillas que tiene a embajadores de marca que son estrellas de la NBA, dijo que el tuit de Morey se “equivocaba”.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La Asociación de Baloncesto de Estados Unidos, conocida con NBA, perdió casi todos sus principales patrocinadores de China, el mayor mercado de la liga fuera de EE.UU., en una demostración de poder económico del gobierno luego de que un tuit de apoyo a los manifestantes de Hong Kong desencadenara una reacción violenta.

Una asociación local de Nissan Motor Co. fue la más reciente en distanciarse de la liga estadounidense de baloncesto. El mayor fabricante de ropa deportiva de China, la segunda empresa láctea más grande y una marca de teléfonos inteligentes también dijeron que iban a retirar el patrocinio. La red de televisión estatal CCTV y el gigante tecnológico Tencent Holdings Ltd. dijeron el martes que no transmitirán los partidos de pretemporada de la NBA.

En la más reciente controversia de China que involucra a la organización de baloncesto, Pekín recurre a una estrategia ya comprobada en el tiempo, dirigida a empresas que considera desafían sus intereses políticos —especialmente aquellas que cuestionan su soberanía sobre ciertos territorios. El furor, provocado por el tuit de la semana pasada de un funcionario de los Rockets de Houston, ha desestabilizado a la NBA en un mercado multimillonario.

“Pekín adopta una actitud de tolerancia cero ante cualquier interferencia extranjera percibida en sus asuntos internos”, dijo Hugo Brennan, analista principal de Asia en la consultora de riesgo global Verisk Maplecroft. “Esto explica por qué tiene una postura tan rígida”.

La polémica ensombreció lo que se suponía sería una semana clave para la NBA en China, con partidos de exhibición entre dos equipos principales. Brooklyn Nets, recientemente comprado por el cofundador de Alibaba Joe Tsai, y los Lakers de Los Ángeles se enfrentarán en Shanghái el jueves y el 12 de octubre en Shenzhen, al otro lado de la frontera con Hong Kong.

La tensión también pone en duda si los partidos realmente se llevarán a cabo según lo planeado. Ambos equipos, que ya están en Shanghái, debían hablar con los medios el miércoles. Pero las conferencias de prensa fueron pospuestas “dada la fluidez de la situación”, dijo la liga, sin indicar nueva fecha y hora.

China se ha vuelto cada vez más sensible a medida que aumentan los desafíos en varios frentes. La guerra comercial exacerba una desaceleración en su economía de US$13,6 billones, mientras que las protestas a favor de la democracia en Hong Kong plantean dudas sobre su capacidad para controlar el territorio semiautónomo. Esto hizo que el tuit (ya eliminado) de Daryl Morey, gerente general de Houston Rockets, fuera particularmente inflamatorio para Pekín.

Dongfeng Motor Co., la asociación de Nissan, suspendió su patrocinio a la NBA, mientras que Mengniu Group, propietario de una empresa láctea y socio de mercadeo de la NBA desde hace mucho tiempo, dijeron que “se oponen firmemente a todas las palabras y hechos que desafían la soberanía nacional de China y ponen en peligro la estabilidad social del país”. Anta Sports Products Ltd., creciente firma de ropa deportiva y zapatillas que tiene a embajadores de marca que son estrellas de la NBA, dijo que el tuit de Morey se “equivocaba”.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV