Jorge Pardo: lo mejor del jazz y la pasión del flamenco - El Mostrador

Viernes, 15 de diciembre de 2017 Actualizado a las 20:11

Jorge Pardo se presenta este sábado 21 a las 21:00 horas

Cultura - El Mostrador

Jorge Pardo: lo mejor del jazz y la pasión del flamenco

por 20 septiembre, 2013

Jorge Pardo: lo mejor del jazz y la pasión del flamenco
Con más de 20 discos editados, ha trabajado liderando y colaborando con músicos de la talla de Paco de Lucia, Camarón de la Isla y Chick Corea. En esta visita presentará su último disco, "Huellas", una retrospectiva contemporánea y madura de su trayectoria hasta el momento.


Al concierto que Jorge Pardo realizó en julio de este año en el Festival Etnosur, en España,  se le denominó el “Concierto de los cien”, debido a la cantidad de músicos en escena. Fue un momento único, no sólo por la calidad del evento, sino también porque este músico no se declara un fan de estos grandes espectáculos. Lo suyo es el espacio pequeño del tablao flamenco, música de la que se considera deudor y a la que ha sacado de su tradición para incorporarla al jazz. Flamenco fusión se podría llamar la combinación que hace Jorge Pardo, aunque él no se preocupa de los encasillamientos. Se define como un músico de las mezclas que se originan en las ciudades españolas.

Pardo acaba de recibir el premio de la Academia de Jazz de Francia, uno de los galardones más importantes dentro del género en Europa. Conversamos con este importante músico español a pocos días de su show que dará en Santiago en el GAM el sábado 21 de septiembre.

¿Qué implicancia puede tener el reconocimiento de la Academia de Jazz de Francia para el flamenco?

 Que el premio recayera en un músico con tanta influencia del flamenco, como yo, es raro porque la academia es conservadora. Como academia de jazz europea, lo que adoran es el jazz mainstream norteamericano, entonces un tipo que hace una música como yo, que es un poco inclasificable y que tiene muchas influencias, porque el flamenco está ahí, pero también hay guiños al rock & roll y música caribeña, les parece extraño. Sin embargo, lo que hago también es raro dentro del mundo del flamenco, porque toco un instrumento (flauta) que no tiene tradición dentro de esa música, pero al mismo tiempo también está bendecido, por así decirlo, por los grandes maestros de este siglo del flamenco, como son Paco, Camarón, así que me encuentro en una situación curiosa. Y bueno, siendo así este premio es compartido con todos los que nos dedicamos a trabajar dentro de esa franja fronteriza entre diferentes músicas que hemos aprendido. Músicas ciudadanas; somos gente de ciudad que nos hemos creado escuchando diversas músicas; por ejemplo, hay un garito (bar) aquí que es de jazz y terminas de tocar ahí y hay uno de flamenco al lado, y te vas a verlos y te terminas tomando un vino y tocando con ellos y más allá hay otro de música caribeña o un grupo de rock. Bueno, eso es la ciudad, ese contacto.

¿Te consideras más músico de jazz o de flamenco?

Bueno, la sombra de la duda está siempre ahí, pero mis instrumentos y primeros maestros fueron jazzistas, y me fijé en esa manera de tocar y de hacer música, pero muy luego empecé a caminar de la mano de Paco, de Camarón, etc. Y todo esto forma parte casi de una misma época, aunque mi vínculo con el flamenco ha sido mucho más fuerte por razones obvias, ya que vivo en Madrid. Gran parte de mis amigos son flamencos. Me muevo en ámbitos del flamenco y con eso tu corazón se va abriendo al flamenco. Han pasado muchos años y sigo con el flamenco más que otra cosa.

Tú eres un precursor en la introducción de la flauta en el flamenco, ¿sigue habiendo reticencias en el sector ortodoxo del flamenco de introducir instrumentos novedosos?

 Hay gente que le gusta mantener las tradiciones de la música y es respetable. A mí me encanta la gente que hace el canto como se hacía hace ochenta años, porque eso es información viva. Yo hago otras cosas con eso, pero es fantástico. Sin embargo, es verdad, en los sectores más conservadores hay quienes reniegan de lo que otros hacen con otras cosas, pero yo me considero un privilegiado, porque siempre he sido muy bien tratado en todos los ambientes del flamenco.

¿Te consideras más saxofonista o flautista?

 Son instrumentos. En ese aspecto soy un poco de los que rompen los símbolos. Son sólo instrumentos, la música está en el corazón, en el espíritu y en la cabeza, y puedes tocar el instrumento que sea, pero finalmente es un mero vehículo. Para mí el saxo y la flauta son instrumentos que he manejado durante toda la vida y me gustan los dos. Considero que la flauta es más referente mío, sobre todo más del lado del flamenco. La he practicado más y también es un instrumento que se mezcla mejor con la guitarra y es más pequeña, lo que sirve mejor para reuniones pequeñas que se dan mucho en el mundo del flamenco, entonces he desarrollado una mejor técnica en la flauta.

Jorge Pardo Y Antonio RestucciFoto: Javier Liaño

Jorge Pardo Y Antonio Restucci
Foto: Javier Liaño

Entiendo que fuiste uno de los primeros en conocer el cajón peruano, que luego evolucionó al cajón flamenco de manos de Rubem Dantas . ¿Cómo fue que ocurrió eso?

El mundo está hecho de coincidencias. La historia del cajón peruano en sí ya es curiosa. Un gobernador de la época colonial prohibió a los esclavos negros tocar tambores por cuestiones religiosas, porque hacían sus ceremonias con música de tambores de cuero y mandaron hacer una hoguera para quemar los tambores. Los africanos, entonces, comenzaron a tocar en cajas.

No deja de ser curioso mi encuentro con este instrumento. Estábamos en la embajada de España en Lima y el embajador invitó a tocar a músicos de cajón peruano y, bueno, el flechazo fue inmediato. Pensé: “Este instrumento parece hecho para el flamenco”. El flamenco no admite cueros porque emiten armónicos, la caja es como un tablao o una mesa donde se hace el compás o un tablao donde se baila, además es barato, su fabricación no tiene un alto costo, es relativamente fácil de tocar porque no tiene gran misterio ni técnicas, sólo se necesita tener un buen compás. Todo esto caló en la población gitana española… y caló a fuego.

En el concierto de este sábado tocas con un chileno especialista en mandolina, como Antonio Restucci. ¿Cómo se combina ese instrumento con tu repertorio de flamenco fusión?

 Con Antonio Restucci hemos tocado en varias ocasiones juntos acá en Chile y en España, y hemos hechos grabaciones juntos también. Él es un gran conocedor de la tradición flamenca, aunque no es un músico flamenco, pues sus influencias tienen más que ver con sus orígenes latinos. Pero todo sonará muy bien.

 

 

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes

Plan Individual

Anual:
$90.000
Semestral:
$40.000
Trimestral:
$20.000
Mensual:
$10.000

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)