Jueves, 29 de septiembre de 2016Actualizado a las 23:50

Advierte que Chile caerá en lo que economistas llaman "la trampa de ingresos medios"

The Economist y la Reforma Tributaria: eliminar el FUT es un error

por 3 abril 2014

The Economist y la Reforma Tributaria: eliminar el FUT es un error
Dice que nuevo gobierno podría haber optado por cerrar las brechas en lugar de abolirlo, y agrega que sería una sorpresa si la reforma no resulta en una caída en la inversión. El semanario concluye que la Presidenta Bachelet actuó por populismo.

El influyente semanario británico pone en el banquillo a la Reforma Tributaria de Bachelet y sus conclusiones no son muy positivas.

Titulado “La lucha de Michelle Bachelet para combinar la equidad y el crecimiento en Chile”, el reportaje dice que eliminar el FUT es un error. Estima que el nuevo gobierno podría haber optado por cerrar las brechas en lugar de abolirlo, y agrega que sería una sorpresa si la reforma no resulta en una caída en la inversión. El semanario británico concluye que, aunque Bachelet no pretende convertir a Chile en Venezuela o Argentina, ella actuó influenciada por el populismo.

The Economist dice que Bachelet “ganó por goleada” las elecciones presidenciales del año pasado, basada en el programa más a la izquierda desde el gobierno de Salvador Allende, hace 40 años. Su argumento es que, a pesar de los avances del país en las últimas tres décadas, Chile sigue siendo un país desigual y que, a menos que el Estado intervenga “para fomentar una sociedad más justa y mejor educada, el país caerá en lo que los economistas llaman ‘la trampa de ingresos medios’ , y nunca dará el salto a los países desarrollados”. Lo que ella prometió, dice el semanario, es la combinación mágica de una mayor equidad con una mayor prosperidad, pero para lograrlo tiene que “combinar los imperativos políticos con tecnicismos complejos”.

“Los detractores del FUT se quejan, con razón, de que el sistema se ha prestado para abusos”, dice el artículo, pero agrega que igual de válido es el argumento de los defensores del FUT, que señalan que “el sistema ha sido un factor clave detrás del crecimiento económico de Chile, impulsado por la inversión”.

Para el autor, eliminar el FUT es un grave error y, a menos que se modifique, el proyecto podría tener dos malas consecuencias. La primera es que, dado que las utilidades retenidas son una gran fuente de financiamiento para la inversión de las empresas en Chile, las empresas ahora dependerán más de créditos, “lo que para las pequeñas empresas significa un aumento de costos de 15% al año”. Y, en segundo lugar, dice la nota, los accionistas ahora tributarán por las ganancias que no reciben en forma de dividendos .

Además, señala que el hecho de que la eliminación del FUT no entre en efecto hasta el 2018, sugiere que el equipo económico de Bachelet se da cuenta de que este cambió tendrá un impacto en la inversión. Y, para peor, la propuesta se anuncia justo cuando la economía chilena se está desacelerando.

The Economist dice que el nuevo gobierno podría haber optado por cerrar las brechas en el FUT y no abolirlo. El hecho de que esto no ocurriera, opina el semanario, revela el cambio en la forma de hacer política de la Nueva Mayoría. En el pasado, sostiene el reportaje, los líderes de los partidos habrían escuchado a los tecnócratas de la coalición, pero en este clima político más populista de ahora, eso no va a suceder.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes