Viernes, 21 de julio de 2017 Actualizado a las 16:45

CAF: Latinoamérica podría crecer un 34% más con mayor inclusión de la mujer

por 8 marzo, 2017

CAF: Latinoamérica podría crecer un 34% más con mayor inclusión de la mujer
El titular del organismo afirma que el PIB de la región podría llegar a subir a 34 por ciento, con una mayor inclusión de la mujer en esos sectores. Las mujeres en Latinoamérica no tienen igual acceso a créditos que los hombres por una serie de motivos, entre otros y el más importante, porque no son titulares de su propio patrimonio.

La jefa de la unidad de género del Banco de Desarrollo de América Latina-CAF, Violeta Domínguez, sostiene que el crecimiento de Latinoamérica podría incrementarse en un 34 por ciento con una mayor inclusión de la mujer en el sector político y económico, tanto público como privado.

En una entrevista con Efe en vísperas de la celebración el miércoles del Día Internacional de la Mujer, Domínguez destacó que hasta ahora "las mujeres no terminan de ser parte del círculo productivo y del sector económico de la región".

"El PIB de la región podría llegar a subir a 34 por ciento, que es una cifra importante", con una mayor inclusión de la mujer en esos sectores, afirmó.

Por ello, CAF promueve una línea de trabajo que tiene que ver con "las operaciones técnicas para la producción, para el empoderamiento económico de la mujer", donde se trabaja con "proyectos de empredimiento", pues consideran que "la autonomía financiera de la mujer pasa porque puedan tener accesos a créditos".

"Las mujeres en Latinoamérica no tienen igual acceso a créditos que los hombres por una serie de motivos, entre otros y el más importante, porque no son titulares de su propio patrimonio", dice, y por ello, CAF trata de trabajar en todo lo que tiene que ver con la inclusión financiera para enseñar políticas tanto a los países como a sus clientes.

Con este programa se busca "poder ayudar a la mujer desde bancarizarse (...) hasta poder ofrecerles la política de financiar créditos de todo tipo", explica.

Domínguez considera que se debe "invertir en la mujer" y que además se debe velar por sus derechos "y todo lo que tiene que ver con la violencia de género" pero recalca que "empoderando económicamente a las mujeres" se le podrá ayudar también en sus derechos.

En cuanto a la representación política, indica que la mujer tiene poca presencia y señala que "si bien ha habido alguna mejoría todavía, las tasas de las mujeres que ocupan puestos de alta dimensión en el sector privado y cargos políticos es muy baja en América Latina".

Según los datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) en que se basa, la presencia de la mujer en el sector directivo de empresas privadas es de 18 por ciento, mientras que en la representación parlamentaria es de 28 por ciento y en los Tribunales de Justicia de 29 por ciento, cifras que consideró que también "son preocupantes".

Resalta que países como Chile, Argentina, Uruguay han alcanzado "importantes porcentajes" en cuanto a la representación de mujeres en América Latina pero aún así "siguen siendo bajos" y señala que esto depende de los Gobiernos.

"Cuando tuvimos presidentas mujeres en la región el número de parlamentarias se había visto incrementado fuertemente, sin embargo, con Gobiernos posteriores bajó", afirma.

Por ello, estima importante que se planteara desde los partidos políticos el tema de la representación política.

También está el pilar de "la autonomía física" y aquí es donde se trata lo que tiene que ver con la violencia de género, pues explica que se refiere "a toda esa capacidad que tiene la mujer de poder tener sus ingresos para poder desprenderse de casos de violencia de género".

Domínguez indica que las cifras por este tema "son realmente espeluznantes" en América Latina, pues la región está a la "cabeza del mundo".

"Hay muchas cifras que nos hablan de que casi un 30 por ciento de mujeres entre 15 y 40 años a lo largo de su vida han sufrido violencia por parte de parejas o de otras personas", recuerda.

Y agrega que, aunque esto también varía entre los países y en las zonas, "es un problema" que afecta a todas las clases económicas.

Así que aunque la desigualdad de género ha ido mejorando en los últimos 20 años, la falta de inclusión de la mujer en los mercados laborales afecta al crecimiento de los países, insiste Domínguez.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes