Sábado, 24 de septiembre de 2016Actualizado a las 16:10

Secretaria personal del coronel de la UDI declaró ante la PDI

Boletas falsas a Penta: todos los caminos conducen a Jovino

por 6 enero 2015

Boletas falsas a Penta: todos los caminos conducen a Jovino
Según funcionaria del estudio de abogados Guerreros, Olivos, Novoa y Errázuriz, hace años que el ex senador UDI “le dicta” boletas ideológicamente falsas para el grupo Penta. Para ello, utilizan tres talonarios: uno de la sociedad Inversiones y Mandatos, otro de Teresa Riera –ejecutiva de Turismo Cocha– y uno de Carlos Lira, abogado independiente del estudio de Novoa. “Paulatinamente el señor Novoa me solicitaba emitir boletas, dando instrucciones verbalmente informando los datos de emisión, como monto, fecha y glosa”, declaró la secretaria del ex senador.

El allanamiento al estudio de abogados donde actualmente tiene su oficina Novoa se realizó el 10 de octubre pasado y en la ocasión los funcionarios de la PDI buscaron datos precisos. En manos del fiscal estaba la boleta n.° 177, emitida a Penta en junio del 2013 por un monto de $2.777.778, por parte de Teresa Riera, aunque un peritaje de la policía determinó que esta había sido escrita por Bernardita Chamorro, secretaria del estudio de abogados Guerreros, Olivos, Novoa y Errázuriz, staff del que hace años participa el ex senador y presidente de la UDI, Jovino Novoa.

El rol de Novoa en el Pentagate es clave. Diversas declaraciones y testimonios contenidos en la carpeta investigativa del caso, dan cuenta de cómo el coronel del gremialismo mantiene una relación estrecha con los controladores de Penta, y a la vez jugó un papel central para conseguir financiamiento para las campañas políticas de la UDI.

En el último testimonio entregado a la Fiscalía por el ex gerente general del holding, Hugo Bravo, relata los movimientos hechos por Novoa para obtener financiamiento del grupo. “La factura 677 y 679 de Inversiones y Mandatos, de fechas 10 y 17 de junio de 2013, por 2,5 y 5 millones de pesos, corresponde a una factura que se dio para la candidatura de Ena von Baer. Al reverso anoté con mi letra que reconozco JN, que significa Jovino Novoa, por cuanto siempre Jovino Novoa conseguía facturas de esa empresa, incluso en las campañas anteriores en las que se colaboró (...). Esas facturas son para candidatos de la UDI, que recolectaba Jovino Novoa, no solamente para Ena von Baer”, declaró Bravo.

Según el hombre que entregó las primeras pistas de la hebra política del escándalo, era habitual en la relación Penta-UDI la entrega de boletas por trabajos no realizados –ideológicamente falsas–, para así financiar las campañas por fuera del marco legal establecido por la ley.

Inversiones y Mandatos es una sociedad constituida en 1987 por Jovino Novoa y Carlos Olivos –los mismos fundadores del estudio de abogados–, quienes señalaron en el acta de constitución que figura en el Diario Oficial que el objeto de la sociedad es: “La realización por cuenta propia o de terceros de inversiones en: bienes muebles o inmuebles, corporales e incorporales; acciones, bonos y debentures; derechos, cuotas y participaciones en cualquier clase de sociedades; pagarés, letras de cambio, certificados de depósito, documentos negociables y, en general, en toda clase de valores mobiliarios y efectos de comercio, así como también el otorgamiento de fianzas simples o solidarias a toda clase de personas. Para el cumplimiento de su objeto la sociedad podrá ejecutar y celebrar toda clase de contratos e incluso constituir otras sociedades o incorporarse a ellas”.

Ya al finalizar su declaración, Chamorro indica que las órdenes de Novoa respecto del llenado de boletas se mantuvieron aun cuando él ejercía como senador: “Mientras don Jovino Novoa era senador de la República hasta el año 2013, las instrucciones las canalizaba a través de su esposa Angélica Mackenna Echaurren, o su hijo Benjamín Novoa Mackenna, quien es abogado del estudio”.

Según la información obtenida por la Fiscalía en el allanamiento al estudio de abogados, las facturas emitidas por Inversiones y Mandatos S.A. a empresas ligadas a Penta son siete, entre mayo y junio del 2013.

La primera factura es la 670 del 27 de mayo a empresas Penta S.A.; la 671 a Inversiones Penta II Ltda. (anulada); la 672 del mismo 27 de mayo a Inversiones Penta II Ltda.; la 673 del mismo día a Inversiones Banpenta II Ltda.; la 677 del 10 de junio a Inversiones Banpenta II Ltda.; la 678 de la misma fecha y a la misma sociedad; y la 679 del 17 de junio a Penta S.A.

Pero las facturas de Inversiones y Mandatos S. A. no son las únicas detrás de las cuales está Jovino Novoa.

“EL SEÑOR NOVOA ME SOLICITABA EMITIR BOLETAS”

De acuerdo a la declaración que la secretaria del estudio Guerreros, Olivos, Novoa y Errázuriz, Bernardita Chamorro, entregó a funcionarios de la PDI, era una práctica habitual que el ex senador le “dictara” boletas que iban dirigidas a Penta.

“Así entonces paulatinamente el señor Novoa me solicitaba emitir boletas, dando instrucciones verbalmente informando los datos, la emisión como monto, fecha y glosa”, señaló Chamorro a la policía, luego que en primera instancia se negara a entregar su testimonio frente al fiscal Gajardo.

Chamorro agregó en su declaración que “el señor “Novoa mantenía comunicación fluida con Carlos Alberto Délano”, reconociendo a este como “la persona de Penta”, además de señalar que “tenían reuniones a menudo”.

Respecto a la emisión de boletas hacia Penta, Chamorro entregó antecedentes sobre otros documentos que fueron cargados a las empresas de Délano y Lavín. Específicamente, se refirió a una boleta de junio del 2013, por un monto de $2.777.778, que pertenecía a Teresa Riera, ejecutiva de Turismo Cocha y quien –según testimonios que maneja la Fiscalía– el 2006 entregó un talonario a Novoa que desde entonces es usado a discreción. Ese talonario le fue facilitado a Bernardita Chamorro por Carmen Ibáñez Larraín, quien prestó servicios en el estudio jurídico entre 1998 y 2006.

“Que Bernardita Chamorro Orellana, según propia versión señaló que el citado talonario era administrado por su persona siendo verbal y paulatinamente instruida por uno de los abogados del estudio, individualizado como Enrique Manuel Jovino Novoa Vásquez, para emitir boletas, entregando éste los datos de emisión, tales como monto, fecha y glosa”, dice el informe de la Fiscalía.

“Estas boletas eran emitidas siempre a la empresa Inversiones y Mandatos y solo una a la empresa Penta S.A. en el mes de junio del 2013, la cual una vez emitida hizo entrega al Junior de la empresa para que la entregara en las oficinas de Penta, según los antecedentes entregados por Enrique Manuel Jovino Novoa Vásquez”, suma el informe al respecto.

Teresa Riera registra inicio de actividades en el SII el 2003, bajo la actividad económica de corredor de propiedades y otras actividades empresariales, y según la pericia realizada por la PDI –que luego fue ratificada por el testimonio de Bernardita Chamorro–, “el llenado de la boleta n° 177 procede de la mano caligráfica de Bernardita Chamorro Orellana, misma situación para los folios n° 178, 179, 180, 181 y 182 del talonario previamente señalado”. Si bien las boletas son de Teresa Riera, estas fueron llenadas por la secretaria de Novoa.

Teresa Riera señaló en su declaración prestada a la Fiscalía que no extendió la boleta n.° 177, por ende, no prestó servicios para la empresa Penta S.A., señalando además la falsedad en la firma registrada en el citado documento.

De todas formas, Chamorro manifestó que Riera estaba al tanto de esta situación, ya que una vez al año pedía el detalle de los certificados para hacer su declaración anual de renta.

Pero no es lo único

La misma declaración de Chamorro da cuenta de cómo ella también debía rellenar boletas de Carlos Lira –abogado independiente que colabora en el staff de Novoa– y que eran giradas a empresas Penta. “Mantengo acceso a la página web del SII con la clave del señor Carlos Lira, quien me la proporcionó directamente para que yo confeccionara las boletas de honorarios, conforme a los datos que me informaba don Jovino Novoa. En este acto recuerdo específicamente la emisión de la boletas del señor Carlos Lira a la empresa Penta S.A. justamente por orden del señor Novoa, al igual que el caso anterior y en fecha paralela a la de la señora Teresa Riera, en esta ocasión imprimí la boleta y la envié a la empresa Penta a través del junior”, dice Chamorro en su declaración.

Acto seguido, la secretaria de Jovino Novoa señala que “no me consta que la señora Teresa Riera o el señor Carlos Lira hayan prestado servicios a la empresa Penta S.A.”.

Ya al finalizar su declaración, Chamorro indica que las órdenes de Novoa respecto del llenado de boletas se mantuvieron aun cuando él ejercía como senador: “Mientras don Jovino Novoa era senador de la República hasta el año 2013, las instrucciones las canalizaba a través de su esposa Angélica Mackenna Echaurren, o su hijo Benjamín Novoa Mackenna, quien es abogado del estudio”.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes