martes, 18 de febrero de 2020 Actualizado a las 20:35

CULTURA

Cultura - El Mostrador

OjoChile, el colectivo de la comunidad audiovisual que registra para la historia la "Rebelión de Octubre"

por 24 diciembre, 2019

OjoChile, el colectivo de la comunidad audiovisual que registra para la historia la “Rebelión de Octubre”

Fotografía gentileza OjoChile

Está integrado por personas vinculadas al ámbito del cine y la cultura, donde participan voluntariamente mujeres y hombres, como cineastas, productores, montajistas, animadores, publicistas, periodistas, gestores culturales y abogados, tanto de Santiago como de cada una de las regiones de Chile. "Nos caracterizamos por ser un grupo multidisciplinario que hemos puesto nuestras herramientas al servicio del pueblo para apoyar y destacar las demandas sociales". Su obra se puede ver, entre otros espacios, en su canal de YouTube.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Un colectivo del mundo audiovisual se ha formado para relevar la crisis social a partir del estallido del 18 de octubre.

Se trata de OjoChile, que primero surgió a partir de un grupo que se reunía a través de una red social, donde motivados por la contingencia se compartían imágenes, entrevistas, registros audiovisuales, archivos, entre otros, sobre lo que estaba pasando, intentando encontrar de alguna manera cómo apoyar el movimiento social desde sus disciplinas.

Fotografía gentileza OjoChile.

Sin embargo, con el avanzar de los días y tras la evolución del accionar del Gobierno, nació la necesidad de reunirse presencialmente para realizar acciones concretas ante el bloqueo informativo de los medios de comunicación, tanto a nivel nacional como internacional, "y contrarrestar las campañas de terror impuestas hasta entonces".

Es allí donde se propone como primer paso establecer el hashtag #OjoChile, creando con él sus redes sociales, y de esta manera extendieron una invitación a participar en una amplia convocatoria a todos para realizar material bajo el lema #ChileDespertó y #YoTambiénDesperté. De hecho, son los primeros videos que se pueden ver en sus redes sociales, donde diversas personas frente a cámara dan testimonio de cómo vivieron el “despertar” que tuvo Chile.

El nombre del colectivo hace alusión a la expresión "¡ojo!" como un sinónimo de "¡atención!".

"Pretendíamos crear y exhibir contenido sobre diversas acciones, tanto dentro como fuera del país, que permitieran visibilizar y aportar en las múltiples demandas sociales realizadas por el pueblo, además denunciar el errado e injusto accionar del Gobierno y de sus fuerzas represoras, para que estas no quedaran impunes en relación con los crímenes que se han cometido", expresa el colectivo.

De esta forma, casi de manera espontánea nace la conexión con la dolorosa pérdida de ojos, una mutilación que se convirtió tristemente en icono de este estallido social, alcanzando más de 350 víctimas hasta la fecha.

"Somos conscientes de que hay un capital simbólico que administrar, las imágenes son patrimonio, son cultura, pero también son el presente", explican.

Fotografía gentileza OjoChile.

Cineastas y abogados

Este colectivo está integrado por personas vinculadas al ámbito del cine y la cultura, donde participan voluntariamente mujeres y hombres, como cineastas, productores, montajistas, animadores, publicistas, periodistas, gestores culturales y abogados, tanto de Santiago como de cada una de las regiones de Chile.

"Hemos alcanzado número muy amplio, cerca de 300 participantes en un inicio, encauzado por un equipo de comunicaciones estratégicas de no más de 25 profesionales", dicen, sin querer individualizarse por carecer de jerarquías.

"Nos caracterizamos por ser un grupo multidisciplinario que hemos puesto nuestras herramientas al servicio del pueblo para apoyar y destacar las demandas sociales". Su obra se puede ver en su canal de YouTube.

Fotografía gentileza OjoChile.

Violaciones de DDHH

OjoChile también se ha esforzado en visibilizar las violaciones y atropellos de los Derechos Humanos, para que de alguna u otra manera existiera una presión mediática nacional y hacia el extranjero, con ello ayudar al cese de la violencia y a que no sigan ocurriendo.

"Creemos importante y necesario que se haga justicia en el sentido más amplio de la palabra, por todos quienes han sido víctimas en este brutal proceso de represión y que sigue prolongándose hasta el día de hoy. No puede ganar la impunidad, merecemos que todos los responsables políticos, de las Fuerzas Armadas, de Orden y de Seguridad paguen por los delitos cometidos", subrayan.

También han optado por generar material educativo en relación con el nuevo Proceso Constituyente, para que sus seguidores puedan tomar conciencia de la importancia de ello, a informarse, a debatir, a exponer sus puntos de vista e invitarles a votar informados.

Fotografía gentileza OjoChile.

Actividades del colectivo

Las actividades del colectivo han sido diversas y se han ido generando espontáneamente. Primero como respuesta a la contingencia, y segundo porque han ido acogiendo las peticiones de sus seguidores, de las personas en la calle, de sus pares de cultura a través de las distintas disciplinas y, finalmente, de todos quienes los contactan.

Uno de sus orgullos ha sido el taller de animación colectiva realizado con técnica de rotoscopia. En un comienzo participaron estudiantes de las Universidades de Chile y Católica, pero luego y de manera espontánea se fue abriendo a otros jóvenes que mostraron interés en ser parte.

Poco a poco se fue incorporando el trabajo de fotógrafos que les enviaban su material y, luego, se sumaron cantantes nacionales cediendo los derechos de sus canciones para poder musicalizar las piezas animadas.

Otros hitos importantes han sido las exhibiciones de su material en París a través de Cabildo Migrante, así como también en Bruselas, Nueva York, por mencionar algunos.

También han tenido presencia como colectivo en festivales y mercados nacionales e internacionales. Recientemente estuvieron en Ventana Sur Argentina, donde invitaron a una fotografía en apoyo al pueblo de Chile y en homenaje a sus víctimas.

Asimismo, participaron en el Festival Internacional de Cine Documental FIDOCS, en la sección "Archivo en proceso”, donde se realizó una selección del material y parte de él fue exhibido al público.

Finalmente, han tenido presencia en espacios abiertos a la cultura, como en el Centro Cultural Gabriela Mistral (GAM) y una participación en la conmemoración del “Día del Cine Chileno” realizada en el Museo de la Memoria y los Derechos Humanos.

"Nos sentimos muy conformes con lo logrado hasta ahora, ha sido muy rápida la forma en que se ha gestado todo. Pero estamos recién comenzando. Aún son solo pequeños logros, debemos ser constantes y seguir en ese mismo camino", dicen.

"Hemos crecido de una manera tal que no esperábamos. Recientemente nos ampliamos, queriendo abarcar las distintas miradas del audiovisual, a una brigada joven, son ellos quienes serán los protagonistas de este nuevo Chile que tanto anhelamos".

Próximas actividades

Para esto, el colectivo invita a las y los estudiantes de las escuelas de cine y audiovisual, documentalistas, periodistas, fotógrafos, carreras afines y aficionados a que se sumen para crear lo que denominan la “Brigada OjoChile”.

Próximamente lanzarán una campaña enfocada a sumarse al Proceso Constituyente, a informarse, a investigar, a debatir, a poner el tema en la mesa, a expresar sus ideas y que de esta manera el voto refleje "nuestros verdaderos deseos".

Para ello están preparando material en otros formatos, como un programa de TV deconstruido en la forma, que tiene como objetivo dar una mirada constructiva, fresca, profunda, original y cercana al público sobre las grandes materias que han llevado a este momento histórico, o bien como una perspectiva sobre los múltiples desafíos futuros, donde participarán voces intelectuales y espirituales de las más diversas disciplinas de nuestro país.

"Queremos ser un pequeño motor para poder seguir registrando, creando y entregando lo que esté a nuestro alcance para contribuir a la unidad y a la construcción de este nuevo Chile, donde la dignidad y el respeto prevalezcan sobre cualquier otra cosa", enfatizan.

"Esto no es solo una crisis, esto es una revolución. Una revolución en la que el pueblo está exigiéndole al Presidente, pero también a la oligarquía, que reaccionen y que entiendan que este sistema, tremendamente desigual, ha generado un dolor agudo, insoportable y que no puede continuar. Por tanto, como respuesta, surge la necesidad de una nueva Constitución que respete la igualdad entre géneros, que se enfoque en una sustentabilidad más allá de nuestro ciclo de vida, plurinacional y que defienda el bien común en nuestra sociedad, abrazando la participación territorial vinculante. Es por ello que, sin las demandas sociales, jamás hubiéramos reflexionado sobre cuán directa y dramática es la relación entre la Constitución de 1980 y lo que estamos viviendo hoy".

"No son 30, sino 39 años de sometimiento a un sistema neoliberal que nos ha llevado a una desigualdad abismante. Aprobar una nueva Constitución y que su mecanismo sea una Convención Constitucional, es un gran paso para recuperar la libertad de nuestros derechos sociales, perdidos en una Constitución y en un país vorazmente neoliberal", concluyen.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV