lunes, 28 de septiembre de 2020 Actualizado a las 17:43

Animales

Celebran el nacimiento de un huemul en medio silvestre

por 8 junio, 2020

Celebran el nacimiento de un huemul en medio silvestre
La presencia de esta nueva cría es el resultado de la liberación de una pareja de huemules desde un ambiente controlado, realizada en Huilo Huilo.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Justo cuando el mundo celebraba el Día Internacional del Huemul, el 5 de agosto pasado, en la región de Los Ríos se reintroducían dos de estos cérvidos a un hábitat natural, dentro de un área protegida de la Reserva Biológica Huilo Huilo.

Se trató de un hecho inédito en Chile y el mundo en términos de conservación de la fauna nativa, ya que esta especie se encuentra en peligro de extinción debido la caza ilegal, el ataque de perros asilvestrados y el contagio de enfermedades de animales domésticos.

Hoy este nuevo huemul, nacido en medio silvestre (de una pareja nacida y desarrollada en un ambiente de semicautiverio), se desplaza en total libertad, siempre bajo la protección de guardaparques de la Reserva, quienes han registrado sus pasos en imágenes que ilustran esta nota.

Para la presidenta de la Fundación Huilo Huilo, Ivonne Reifschneider, ser testigos del nacimiento de un huemul en libertad y ver que es capaz de sobrevivir demuestra que su existencia es viable en estos espacios naturales de la Patagonia Andina.

“Esto es un punto de inflexión, un nuevo renacer para el huemul del sur que comienza a depender de su propia fortaleza como especie, a fin de establecer una población estable en la zona”, afirma.

Para salvar al huemul de la extinción también es necesario restaurar su ecosistema. “Hemos trabajado precisamente en la misión de salvarlo, no sólo al huemul, sino a todo un valioso conjunto de ecosistemas de origen muy antiguo. La diversidad acá presente es de gran valor patrimonial”, explica Reifschneider.

Sin embargo, subraya que hay elementos que no dependen de las acciones del hombre, pues “no debemos perder de vista que el mundo natural tiene sus propias leyes y es lo que debemos respetar al desarrollar un proyecto de conservación y restauración”.

Por eso no se puede olvidar que como especie, el ser humano debe aprender a conocer, valorar y querer el medio natural que ha permitido su existencia, por lo que, según indica, “a través de la investigación, educación y la integración de la comunidad se podrá pensar en la supervivencia del huemul en el mediano y largo plazo”.

Proceso de conservación 

Fernando Vidal, director del Departamento de Vida Silvestre de la Fundación Huilo Huilo, asegura que el hecho de contar con una cría nacida en libertad da cuenta que tiene las características necesarias para vivir en forma autovalente.

¿Qué significa para la conservación del huemul la presencia de esta nueva cría?

En este caso lo relevante es la validación de la técnica, del método y del proyecto en sí, lo que abre un nuevo mundo para el huemul, su conservación y protección. Primero los huemules nacen y se desarrollan en un ambiente controlado, protegidos dentro de un gran cerco en la Reserva, y luego, ya adultos, se reintroducen a un ambiente de libertad para generar repoblamiento, como el nacimiento de esta nueva cría. Este proceso permite poner a disposición del país una nueva y moderna técnica de conservación para quienes quieran implementarla en otras locaciones, reservas públicas o privadas con similares objetivos.

¿Qué medidas sanitarias se han adoptado para hacer frente a la amenaza del coronavirus?

El coronavirus sólo afecta a felinos y mustélidos. Nuestras medidas se han enfocado principalmente en cautelar la seguridad de la comunidad local y al cuerpo de guardaparques.

Sin embargo, entendiendo que se trata de un virus sobre el cual los especialistas aún no tienen toda la información pertinente, hemos cautelado el contacto e interacción con los animales, contando con pediluvios y evaluaciones distantes en el día a día.

¿Cuáles son las amenazas que enfrenta en ambiente silvestre?

Las mayores amenazas lamentablemente no son tan visibles u obvias. Mucho se habla de cacería por parte del hombre, pero en el día a día la especie debe enfrentar desafíos complejos como son la convivencia con ganado doméstico, que hoy en día sabemos es fatal para el huemul dado que esta convivencia trae el contagio de enfermedades que se traducen en problemáticas severas que incluso le producen la muerte. Esta situación reviste múltiples desafíos ya que el hombre no va a renunciar a tareas productivas por razones obvias.

¿Cómo evalúas el compromiso de las autoridades en todo el proceso del proyecto de conservación del huemul en Huilo Huilo?

Desde el inicio el proyecto se ha trabajado con distintos organismos del Estado, tales como Minagri, a través del SAG, Conaf, ministerio de Medio Ambiente, el Ejército de Chile, y también el proyecto ha recibido apoyos de entidades privadas tales como Latam y HP, por ejemplo.

Aun así el desafío sigue siendo grande, ya que requerimos obtener nueva genética. Es decir, falta desarrollar más la participación de todos los actores, sobre todo si se consideran las pruebas y resultados exitosos que el proyecto ha demostrado por más 15 años.

¿Qué se necesita del gobierno y de la academia para que esta iniciativa camine con firmeza?

Dejar de lado la competencias y protagonismos, que de una vez aporten sangre nueva. Esto significa contar con nuevos vientres para garantizar variedad genética en la zona.

Es muy importante además entender que, si bien la investigación es vital y necesaria, esta no es sinónimo de conservación como lo ha creído la sociedad chilena.

La investigación es un insumo necesario para efectuar acciones y estrategias de conservación, pero no es conservación en sí. Falta ser más activos en el ámbito del manejo de vida silvestre y de acciones concretas.

Lo que queda por hacer

“Esta es una noticia que nos enorgullece muchísimo, no sólo al SAG o al Ministerio de Agricultura, sino como chilenos. Hace menos de un año participamos de la liberación de dos huemules y este nacimiento de una cría en libertad es fruto de ello. Este es un proyecto, en el cual, si bien somos el ente fiscalizador, hemos intentado colaborar al máximo, sobre todo desde la región de Los Ríos, junto a sus autoridades locales, estando siempre disponibles para lograr el objetivo común, que es la protección y conservación del huemul. Sin duda queda harto aún por hacer, pero gustosos de trabajar en conjunto en iniciativas tan destacadas como esta”, señaló Horacio Bórquez, director nacional del SAG.

Más información sobre El Mostrador