sábado, 27 de febrero de 2021 Actualizado a las 13:31

MERCADOS

Blanco y Negro en horas clave: la pelea "política" entre Vial y Mosa por el control de Colo Colo

por 5 julio, 2018

Blanco y Negro en horas clave: la pelea
Bautizarse como el dueño del equipo de fútbol más popular del país también tiene un peso político, algo que ha dejado ver con claridad el accionista Aníbal Mosa, quien ha dicho que el albo está en manos de empresarios y que el club "debe ser administrado por el pueblo”. Como su antítesis se presenta Leonidas Vial, miembro ligado a la élite del país.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Casi con la misma expectación que genera un partido de Colo Colo para sus hinchas, este viernes se llevará a cabo la junta extraordinaria de accionistas de Blanco y Negro (ByN) convocada por Aníbal Mosa con el objetivo de revocar al actual directorio que controla el bloque que une a Gabriel Ruiz-Tagle con Leonidas Vial.

Hasta ahora, la apuesta de Mosa no estaría logrando su cometido, ya que el actual presidente de la concesionaria ha estado llamando a accionistas para que le otorguen el poder de evitar la ofensiva.

Según consigna La Segunda, esto mientras 11 corredoras de bolsa, que tienen en custodia el 93,66% de las acciones del club, se ocupan de los poderes de sus clientes. Esperan instrucciones o bien les consultan si están dispuestos a entregarlos para que la corredora los utilice a discreción.

Al final, el que llegue mañana a la junta y obtenga los votos de al menos el 50 más 1 de las acciones asistentes a la reunión, será el ganador.

Si bien todo apunta a la victoria del bloque de Ruiz-Tagle con Vial. En la cancha se verán los gallos y a partir de las 10 de mañana, cada uno mostrará su juego. Mosa cuenta con su 34,28%, más 0,12% de Paul Fontaine, que compró papeles en mayo, y el 3,2% de Angel Maulén. En total suma solo un 37,6%. Mosa no la tiene nada de fácil, pero de ganar se elige otro directorio.

Una fuente comenta que igual pueden haber ciertas posibilidades que Mosa dé vuelta la tortilla, porque si vota menos del 75% ganaría su propuesta, en cambio si el quorum alcanza entre el 75% y el 81% probablemente ganaría la dupla de Vial y Ruiz-Tagle.

"Respecto de lo de mañana me parece también muy interesante el emplazamiento que se realiza a las corredoras que al parecer están votando o votan sin pedirle permiso a sus accionistas, lo cual es al menos cuestionable y me aventuro a decir que ilegal. A la vez, se vislumbra un acuerdo de actuación conjunta en pos de una toma de control de Vial y Ruiz Tagle y no fueron capaces de anunciarlo como lo exige la ley", señalan fuentes ligadas al club.

La trama suma un capítulo en la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), donde se sigue el caso tras las denuncias que ha hecho Mosa en contra de las corredoras; de Leonidas Vial acusando toma de control del propio Mosa; y de Paul Fontaine contra Vial de querer tomar el control con Ruiz-Tagle y pidiendo que se aclare si deben lanzar una OPA.

Sobre este último punto Fontaine comentó al El Mostrador Mercados que a lo que apunta su denuncia en la CMF es que Vial transparente su intención de tomar el control del club. Fontaine señala que existen varios movimientos de compra de acciones de personas que hoy están apoyando a Leonidas Vial que no parecen del todo transparentes. Entre ellos menciona la compra del 40% de las acciones de Hernán Levy, que también votarían en bloque con el empresario, y de otro paquete que se compró por fuera de Bolsa por parte de José Miguel Barros, ejecutivo de LarraínVial.

Fontaine también explicó que otra de las consultas ante la CMF dice relación con la votación de las corredoras antes mencionadas. Esto, porque la corredora LarraínVial votó a favor de las propuestas de Leonidas Vial, lo que podría evidenciar que existe un pacto de actuación conjunta que no ha sido declarado.

Ante estas acusaciones, cercanos a Leonidas Vial señalan que cualquier diferencia respecto a Fontaine como director de Blanco y Negro se resolverá a través de las instancias pertinentes y que esperarán a ver lo que se decide mañana en la reunión extraordinaria de accionistas de la concesionaria. En su defensa han planteado que quieren recuperar la administración de Colo Colo para sacarlo de la estrechez financiera a la que lo habría arrastrado Mosa.

Maulén y el Albo Campeón 

En las últimas horas un nuevo antecedente se sumó a la trama. El dueño de la Universidad Pedro de Valdivia (quien aceptó ir a un procedimiento abreviado, tras llegar a un acuerdo con el Ministerio Público, por un proceso en su contra por las irregularidades en la acreditación de universidades) Angel Maulén había querido ingresar a Colo Colo hace unos dos o tres años pero dicho intento no se había podido concretar. Así, Mosa lo contactó dado su interés en el pasado por comprar papeles del club, y Maulén acordó ingresar a Blanco y Negro y le dio su apoyo.

Tras ello, Leonidas Vial se enteró de su llegada como accionista a Colo Colo y le comentó al dueño de la UPV que si quería operar con ellos era bienvenido. Pero Maulén le respondió que ya había cerrado un acuerdo de palabra con Mosa, según señalan fuentes conocedoras.

Maulén invirtió en Colo Colo porque es hincha del club y no tiene una tendencia de ir en contra de Vial, sino que su conversación fue en primera instancia con Mosa y él respetará esa actuación, agregan las fuentes.

Aunque parece poco probable que Mosa logre convocar al 50 más 1 de las acciones que requiere para volver a la presidencia de Blanco y Negro, Maulén votará alineado con sus propuestas.

La lucha política tras la presidencia del directorio de Colo-Colo

La disputa del club tiene también un tono ciertamente político. Vial y Mosa representan ideales totalmente diferentes para el club. Mientras el primero es un miembro de la élite, socio de la corredora de LarraínVial, Mosa tiene una formación ligada al PC. "Colo Colo es de izquierda, yo soy de izquierda y Colo Colo debe ser administrado por el pueblo”, dijo Mosa, en la previa de las negociaciones con el Club Social y Deportivo (CSD) para asegurarse dos año más en la presidencia del club, según consigna un reportaje de Radio BioBio. En el mismo artículo, se agrega que "Fernando Monsalve, presidente del CSD, es un reconocido militante comunista que forma parte del estudio de abogados que asesora al diputado PC, Hugo Gutiérrez".

El vínculo entre Monsalve y Mosa se ha puesto en el ojo del huracán por supuestas regalías que tendría el dirigente de parte del accionista del club. Asimismo, por la caja de pandora que han abierto una serie de acusaciones cruzadas entre Vial y Mosa por acusar diferentes pactos de actuación conjunta que se imputan mutuamente.

"El debate es quién se lleva la chapa de ser el dueño de Colo Colo con el efecto social que ello implica: un empresario como Vial, o Mosa, quien ha tratado de cuadrarse como el representante del ímpetu social que tiene el club", dice una fuente.

Además, por un lado, cuando Vial criticó la reforma tributaria y a Bachelet en pleno directorio, Mosa lo enfrentó y le dijo que era necesario que los empresarios pagaran más impuestos, defendiendo a la ex Presidenta. “Aníbal siempre me ha dicho que es socialista, que es un bacheletista total”, afirmó Pablo Morales, uno de sus pocos amigos, en el reportaje antes mencionado. Muy en la vereda del frente, Gabriel Ruiz-Tagle, militante UDI, fue ministro de Deportes en el primer gobierno de Sebastián Piñera y además fue cuestionado como empresario en el caso de la colusión del papel confort. Por su parte, Leonidas Vial enfrentó multas sobre su persona y la corredora LarrainVial, aplicadas por la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS) en el marco del llamado caso Cascadas.

Tanto las gestiones y movidas de Vial como las de Gabriel Ruiz-Tagle, sobre todo por su cercanía al actual mandatario, han generado duras críticas de parte de la prensa deportiva, entre las que destaca el periodista Juan Cristóbal Guarello. Tras la llegada del actual presidente de ByN, Guarello catalogó a Ruiz-Tagle como “un paria de la política chilena“ y enfatizó en que “esto es una clara provocación al poner al hombre más desacreditado del fútbol chileno después de Sergio Jadue. Se trata del re-desembarco del piñerismo en Colo Colo”.

Quienes ahora figuran en bandos contrarios, alguna vez estuvieron "de amigos". Cabe recordar que en 2013, Vial y Mosa apoyaron a Arturo Salah para que asumiera la presidencia de Blanco y Negro durante la peor crisis de su historia como sociedad anónima, tras la quiebra.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV