miércoles, 29 de junio de 2022 Actualizado a las 22:19

Real brasileño, el peor carry trade del mundo

por 31 diciembre, 2015

Real brasileño, el peor carry trade del mundo
Los inversores se quemaron tras ser atraídos a Brasil por tasas de interés cercanas al 15 por ciento, el valor más alto entre las principales economías, que ofrecían una alternativa a referencias de menos del 1 por ciento de Estados Unidos y Europa a Japón.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Los inversores que apostaron a los bonos locales de Brasil este año sufrieron las mayores pérdidas entre las grandes economías. La perspectiva para 2016 no es mucho mejor.

Tomar prestados dólares a fines de 2014 y comprar reales, práctica conocida como “carry trade”, causó pérdidas de 22 por ciento a los inversores en tanto la moneda de Brasil registró la segunda depresión más grande entre los mercados emergentes en medio de la turbulencia política, la peor recesión del país en veinticinco años y dos rebajamientos de la nota de crédito al grado de basura. La pérdida fue de casi el doble de la sufrida por los operadores que compraron pesos mexicanos y del cuádruple de la del won surcoreano.

Los inversores se quemaron tras ser atraídos a Brasil por tasas de interés cercanas al 15 por ciento, el valor más alto entre las principales economías, que ofrecían una alternativa a referencias de menos del 1 por ciento de Estados Unidos y Europa a Japón. Si bien se proyecta que los costos del crédito trepen todavía más en Brasil en 2016, los analistas predicen que el real registrará las mayores pérdidas entre las principales monedas en tanto la economía se contrae por segundo año consecutivo. La moneda ya es la más volátil del mundo debido a la turbulencia causada por un escándalo de corrupción en la petrolera estatal y una campaña para hacerle juicio político a la presidenta Dilma Rousseff.

“Hay una incertidumbre enorme hoy en Brasil y se volvió extremadamente difícil que las estrategias de carry trade sean efectivas con una volatilidad tan alta”, dijo Paulo Nepomuceno, estratega de ingresos fijos de Coinvalores CCVM en San Pablo, que cubre ingresos fijos, tipos de cambio y derivativos hace treinta años. “Las ganancias no están garantizadas a pesar de la tasa de interés local alta. No anticipo una mejora en el corto plazo”.

Pérdidas

Las notas soberanas denominadas en reales registraron una pérdida promedio de 29 por ciento este año, más del doble de la caída para los mercados emergentes y casi diez puntos porcentuales peor que la depresión promedio en los países latinoamericanos, según índices de JPMorgan Chase Co. La volatilidad implícita en un mes de las opciones para el real, que refleja los cambios proyectados en el tipo de cambio, era la más alta entre dieciséis monedas de importancia monitoreadas por Bloomberg y llegaba a 22,6 por ciento a las 7:40 este miércoles en Nueva York. La medida subió 7,74 puntos porcentuales este año.

Los responsables por la política económica incrementarán los costos del crédito del nivel actual de 14,25 por ciento a 15,25 por ciento el año que viene, de acuerdo a una encuesta del banco central a unos cien economistas publicada esta semana. Los analistas esperan que la inflación desacelere a 6,86 por ciento a fines de 2016, por arriba del límite superior de 6,5 por ciento en la franja establecida como meta por el banco central. La confianza de empresas y consumidores ronda valores mínimos récord.

“He visto muchas crisis antes, pero no puedo recordar niveles de confianza tan bajos”, dijo Nepomuceno. “La gente no tiene idea de lo que vendrá, no hay posibilidad de conservar apuestas en la moneda o el mercado doméstico. Será un año duro”.



Síguenos en El Mostrador Google News

Compartir Noticia



Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV