domingo, 7 de marzo de 2021 Actualizado a las 14:01

Sernac y Banco de Chile no logran acuerdo y millonario juicio por comisiones ilegales continúa

por 16 mayo, 2016

Sernac y Banco de Chile no logran acuerdo y millonario juicio por comisiones ilegales continúa
Hace más de tres meses que ambas entidades negocian un acuerdo en absoluto silencio. La negativa del banco a entregar información de operaciones de línea de sobregiro pactado ha frenado el acercamiento. Emblemático juicio continúa aunque en privado las partes dicen que siguen conversando.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Esta semana se cumplen dos años desde que fracasó el primer intento por llegar a acuerdo entre el Servicio Nacional de Consumidor (Sernac) y Banco de Chile, en el juicio por cláusulas abusivas y cobro de comisiones ilegales denunciado por el organismo fiscal ante los tribunales de justicia.

Iniciado por la administración de Juan José Ossa menos de un mes antes de que saliera el gobierno de Sebastián Piñera en 2014, la demanda colectiva del Sernac contra el banco controlado por Andrónico Luksic es una de las causas más emblemáticas en materia de derecho de los consumidores.

La posibilidad de sanción al mayor actor bancario del país concentra la atención de los proveedores de crédito locales pues su devenir marcará el ejemplo de cómo pueden cobrar comisiones, factor que aparece clave para la industria, pues con la rebaja en la Tasa Máxima Convencional (TMC) en el gobierno anterior han quedado sin alternativas para sostener los márgenes del negocio financiero, no solo en la banca sino también en el retail.

Sernac acusa al banco de Luksic de tener cláusulas abusivas en sus contratos, en particular el cobro de comisiones adicionales a las tasas de interés por el uso del producto llamado Línea de Sobregiro Pactado, una fórmula de crédito adicional a línea de crédito que ofrece con la cuenta corriente.

El 4 de febrero de este año, tras dos años de juicio y una dilatada tramitación del caso, el Duodécimo Juzgado Civil de Santiago suspendió el proceso por dos meses para que las partes buscaran un acuerdo. Era la tercera oportunidad en que intentaban una conciliación. La primera fue en mayo de 2014, tres meses después de presentada la demanda, aunque en esa ocasión se hizo en una audiencia en los tribunales. Ambas partes mantuvieron sus posiciones y citaron para una nueva audiencia en julio de ese año. En dicha ocasión tampoco hubo avance y el juicio continuó.

Esta vez, cumplido el plazo a comienzos de abril pasado, nada de las conversaciones se ha hecho público. Tampoco el juicio ha visto una reactivación. De manera soterrada, las conversaciones han continuado, aunque, hasta ahora, signos concretos de acuerdo no aparecen.

Consultado el servicio público, solo informó que efectivamente al cumplirse los 60 días autorizados por tribunales, no se logró acuerdo, por lo que el proceso se reinició.

No obstante, hasta ahora la causa no parece reactivarse. Cuando el Sernac y el banco pidieron la suspensión de juicio en el último verano, este se aprontaba a disponer la exhibición de documentos claves para que los tribunales avanzaran a un fallo en el caso.

De hecho, en diciembre pasado Banco de Chile ya había sido impelido a presentar una serie de documentos requeridos por el Sernac para conocer el nivel de comisiones que se han cobrado desde 2009, por la línea de sobregiro. No obstante la entidad de Luksic apeló de dicha orden y actualmente esta se encontraría en condiciones de ser ejecutoriada, tras el reinicio de juicio.

En concreto, Sernac pidió –logrando la venía del tribunal en agosto de 2015– la entrega de un informe o documentos que incluyan el total de las operaciones efectuadas con cargo a la línea de sobregiro referida, anual y por cada cliente del banco. Esto, incluyendo el valor de las comisiones de administración de dicha línea, de apertura y renovación aplicada en los últimos cinco años desde febrero de 2014 hacía atrás, separando entre plan básico y plan intermedio.

El tribunal también había ordenado revelar 50 estados de cuenta y sus respectivas cartolas históricas, para los dos planes señalados y por tres meses sucesivos de 2009 a 2015, de clientes que hubieran contratado el cuestionado producto, tarjando los datos personales. Por esta diligencia ambos actores se enfrentaron duramente.

La apuesta de Sernac es que con dicha información podría además estimar el monto de compensaciones que debería pagar el banco si los tribunales fallaran en su contra. En una estimación preliminar, duramente cuestionada por Banco de Chile, que lo calificó como un “peritaje encubierto”, el Sernac indicó que en el extremo, potencialmente el banco debería pagar US$ 60 millones en compensaciones, cifra inferior a los US$ 70 millones que Cencosud pagó en 2013 tras el bullado fallo de la Corte Suprema, que terminó impactando la imagen del entonces precandidato presidencial de la UDI, Laurence Golborne, quien fuera gerente general del retailer en el período en que se cometieron las ilegalidades.

Fuera de confirmar el término del período de negociaciones fuera de juicio, el Sernac no quiso hacer más comentarios del caso. No obstante, fuentes bien informadas indicaron que las conversaciones no alcanzaron a lograr un acuerdo debido a que la firma de Luksic se ha negado a entregar los antecedentes requeridos por los tribunales, lo cual sería una condición esencial para arribar a un acuerdo.

Las bases de este serían lograr el reconocimiento de Banco de Chile de la existencia de las cláusulas abusivas y su anuencia para el pago de compensaciones a sus clientes. Las fuentes afirman que la entidad financiera aún no dispone de la información exigida y que este es un paso excluyente para que el Sernac cumpla los estándares con que se puede allanar a cerrar un juicio de estas características.

“En el tiempo que se dio no se llegó a conocer una propuesta que hiciera sentido en función de los estándares que el Estado precisa aplicar, los que incluyen la condición de que sean universales (para todos) y una compensación que se haga cargo y que sea equivalente al daño causado. La Información que había decretado el tribunal para la exhibición, como de documentos, es vital para construir un modelo de compensaciones. No vamos a terminar con las conversaciones, pero lo concreto es que si el banco cobra por evaluación de crédito y también por calidad crediticia está cobrando dos veces, lo que no corresponde. Sabemos que tenemos la razón jurídica Y si no se logra tener la información requerida el juicio continúa”, afirman las fuentes.

Desde el banco se negaron a hacer comentarios sobre el caso, aunque fuentes cercanas afirman que las negociaciones no se han cerrado y que siguen buscando un acuerdo.

Banco de Chile es el mayor actor del sistema bancario chileno. Hace ya algunos años que superó en participación de mercado por colocaciones al Santander, y también lo hizo a nivel de utilidades, alcanzando los $ 558 mil millones (unos US$ 800 millones), más del 26% del total de la industria, pese a que su market share solo llegaba al 17%.

De hecho, la rentabilidad del banco sobre patrimonio (ROE) después de impuestos, supera el 21%, siendo la única entidad que lo logró en dicho ejercicio.

Aún más, al primer trimestre de 2016, el banco de Luksic nuevamente figura al frente de las ganancias y colocaciones del mercado, con el ROE sobre el 23% y concentrando el 27,8% de las utilidades del sector.

Fuentes que conocen del caso agregan que incluso Banco de Chile ya estaría limitando el ofrecimiento de la línea de sobregiro pactado, aunque no estaría en condiciones de bloquearla para los clientes que ya la tienen en sus contratos y solamente podría cerrarse cuando los contratos venzan.

En efecto, según fuentes del caso, Banco de Chile habría dejado de ofrecer el producto a fines de 2015 y se estima que a mediados de 2016 ya no estaría en la paleta de ofertas del banco, pues se trata de un producto semestral.

Mientras tanto, queda pendiente notificación de la orden de exhibición de documentos en el juicio, tras lo cual los tribunales podrían comenzar a formarse una opinión definitiva para luego comenzar a preparar su fallo de primera instancia.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV