sábado, 7 de diciembre de 2019 Actualizado a las 01:12

El Superclásico se convierte en negocio de exportación y llega a Chile

por 12 abril, 2014

  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El Monumental y la Bombonera están en los extremos de Buenos Aires. Uno al norte, el otro al sur. Pero desde hace poco más de cien días, un punto intermedio e imaginario de la Ciudad parece entrelazar a ambos clubes con un objetivo central: utilizar la histórica rivalidad para potenciar sus economías. Las dos marcas deportivas más importantes del país eligieron crecer a partir de la puesta en marcha conjunta de una estrategia cuyo caballito de batalla principal es la disputa de amistosos en distintos lugares del mundo. Ya acordaron jugar un amistoso en Chile a fines de mayo en el marco de un cuadrangular del que también participarán Universidad de Chile y Unión Española, están avanzadas las negociaciones para que se dispute otro Superclásico en Cancún y hay planes para que en los próximos años se vean las caras también en Madrid, Dubai y China.

Los dos clubes también decidieron explotar al máximo el marketing. Después de que Rodolfo D’Onofrio asumiera como presidente de River, en diciembre, los principales dirigentes de los dos clubes mantuvieron una suerte de reunión de trabajo, primero en la Bombonera y después en el Monumental, para intercambiar ideas y conocimientos. De hecho, en River reconocen por lo bajo que lograron una mejora en el contrato con el Banco Francés gracias a que Boca había acordado un mejor vínculo. “Logramos una mejora del 57% y pasamos de cobrar los 3.500.000 dólares que había acordado Passarella, a 5.400.000 dólares por cada una de las próximas dos temporadas”, afirmó el tesorero de River, Andrés Ballotta, a Clarín. En el contrato quedó establecido ambos clubes aceptaron cobrar lo mismo.

El cuadrangular en Chile les dejará tanto a River como a Boca 700 mil dólares por jugar dos amistosos. El 29 de mayo se jugará el Superclásico y también se enfrentarán la U y Unión Española. Y dos días después chocarán los ganadores en la final y los perdedores por el tercer puesto.

En Cancún, la fecha tentativa para el choque de los dos colosos argentinos es el 7 de junio. “Soy optimista de que el Superclásico se pueda jugar en Cancún. Es un derecho que tiene el banco Francés dentro del contrato con los dos clubes y creo que sería una forma innovadora de promocionar al fútbol argentino”, afirmó Guillermo Tofoni, el empresario encargado de organizar los partidos, a Clarín.

En el marco del posible viaje a México, River y Boca también podrían jugar un amistoso ante los Rayados de Monterrey, también mediante una iniciativa del banco que los patrocina y que también esponsorea al club azteca. Hay una chance de que los partidos ante el equipo de Monterrey sean parte de un triangular. Si se concretan esos partidos en Cancún, los dos más grandes del país embolsarían otros 700 mil dólares como mínimo. “Pero estamos negociando todavía”, advierten desde las cúpulas dirigenciales de ambos clubes.

Para el Superclásico que se jugaría en Cancún, Tofoni y las autoridades del banco Francés pretenden “generar una acción de visibilidad” similar a la que organizaron en el Superclásico jugado en enero en Córdoba. Aquella vez, la entidad bancaria repartió 45.000 banderitas entre los hinchas de ambos equipos, que las hicieron flamear durante cinco minutos en forma ininterrumpida. “Todavía no está confirmado qué tipo de acción se hará, pero estamos trabajando en eso”, dijo Tofoni.

Boca-River, River-Boca, un clásico de exportación.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director

Mon Laferte

Envíada por Pietro Sferrazza T | 7 diciembre, 2019

Cartas al Director

Noticias del día

TV