jueves, 13 de diciembre de 2018 Actualizado a las 20:45

Chávez acusa a jefe del Ejército boliviano de dar órdenes "extrañas"

por 14 septiembre, 2008

El pasado viernes el general Trigo advirtió de que las Fuerzas Armadas no permitirían que "que ningún militar o fuerza extranjera pisen territorio nacional", después de que Chávez ofreciera apoyo militar al Gobierno boliviano en caso de que Morales fuese derrocado o asesinado.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, aseguró este domingo que ha sido informado de que mientras unos soldados bolivianos están acatando órdenes de su colega Evo Morales, otros obedecen disposiciones "extrañas" del comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, el general Luis Trigo.



El mandatario reveló que fue informado "directamente" de que anoche el general Trigo se fue a Pando, "pero en vez de ir a hacer cumplir el decreto presidencial del estado de sitio (...) ordenó que las tropas se acuartelaran y abandonaran el aeropuerto y la protección a la ciudadanía" de esa zona boliviana.



"¡Cosa extraña, general Trigo!", dijo y añadió que "afortunadamente" le informaron en la madrugada de hoy de que "oficiales de otras jerarquías y soldados leales al Gobierno sí están cumpliendo la orden del presidente Evo Morales".



"¡Resiste Evo, batalla Evo, contigo está el pueblo de Bolivia!", exclamó el gobernante venezolano tras leer una comunicación, al parecer manuscrita del líder cubano, Fidel Castro, quien le informaba de que Morales ha dejado La Paz y se ha trasladado a Cochabamba y también de que "hay fuerzas leales" que han recuperado el aeropuerto de Pando.



Chávez comparó al general Trigo con oficiales venezolanos que lo desobedecieron a él en las horas previas al golpe de Estado que lo derrocó durante dos días en abril de 2002.



"Los golpistas de abril... es una actitud muy parecida, de brazos caídos (para) facilitar al fascismo la destrucción de la patria", añadió.



Chávez destacó que también tiene información de que en Pando "hay paramilitares extranjeros masacrando campesinos, paramilitares bolivianos, fascistas, quemando casas, quemando escuelas, instalaciones públicas, asaltando cuarteles, etcétera"



Es un "estado de conmoción social, de terrorismo desatado y la policía local amparando en buena parte el terrorismo, entonces el general Trigo... Yo con esto no quiero meterme en las cosas internas de Bolivia", indicó Chávez, quien no obstante advirtió: "lo ratifico general Trigo, no me voy a quedar de brazos cruzados" si Morales es derrocado.



"Si a Evo, que Dios lo cuide, llegara a pasarle algo, si llegan a derrocarlo, no voy a quedarme de brazos cruzados", insistió, pero descartó que ello signifique que esté pensando en "invadir a Bolivia".



"¿Invadir Bolivia? No. Son otras cosas" en las que piensa ante esa eventualidad, dijo.



"Demuéstreme usted que yo estoy equivocado, general Trigo, y cumpla con la obligación que le impone la Constitución de Bolivia", lo conminó.



Chávez manifestó que está "actuando para salvaguardar la paz en Bolivia, la democracia en Bolivia y no sólo en Bolivia, en América del Sur, porque están atacando a América del Sur como un todo y por varios francos".



El gobernante acusó al "imperio de Estados Unidos" de intentar "de incendiar a América del Sur y el que no se dé cuenta es porque, bueno, algo le pasa".



El pasado viernes el general Trigo advirtió de que las Fuerzas Armadas no permitirían que "que ningún militar o fuerza extranjera pisen territorio nacional", después de que Chávez ofreciera apoyo militar al Gobierno boliviano en caso de que Morales fuese derrocado o asesinado.



Trigo "calla ante la injerencia grosera del imperio" y le lanza advertencias a Chávez para que no se inmiscuya en asuntos internos de Bolivia, criticó el gobernante venezolano,



"¡Ay, general; qué generales he conocido yo, gorilas en América Latina!", añadió el presidente, aunque de inmediato aclaró que no le estaba diciendo "gorila" al jefe de las Fuerzas Armadas bolivianas.



"Sólo que conozco, he conocido, hemos conocido a gorilas" que, como el general chileno Augusto Pinochet, "se le paraba firme a (el entonces presidente Salvador) Allende un día antes" de derrocarlo, recordó.



EFE

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV