domingo, 24 de enero de 2021 Actualizado a las 22:38

MUNDO

"Un gran fracaso": lluvia de críticas en Alemania por plan de suministro de vacunas

por 3 enero, 2021

DW
El gobierno de Berlín está bajo la creciente presión de expertos y políticos por no haber comprado suficientes dosis de la vacuna de BioNTech/Pfizer para desplegar rápidamente su programa de inmunización.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Expertos y políticos criticaron al gobierno alemán este sábado (02.01.2021) por no asegurar un suministro suficiente de dosis de vacunas antes de la campaña de vacunación del país contra el coronavirus.

Como miembro del programa de adquisición de vacunas de la UE, Alemania depende de los reguladores a nivel europeo que conceden la autorización de la vacuna para prevenir la infección por SARS-CoV-2. Pero la UE ha tardado más que otros países como Reino Unido, Estados Unidos y Canadá en dar el visto bueno.

Hasta ahora, solo la vacuna BioNTech/Pfizer está permitida en los Estados miembro de la UE, pero el bloque en su conjunto solo hizo un pedido de 300 millones de dosis e el verano, con la creencia de que habría más alternativas de vacunas disponibles.

Frauke Zipp, neuróloga y miembro de la Academia de Ciencias Leopoldina, criticó el sábado a los legisladores alemanes por su falta de previsión en la obtención de vacunas.

"Considero que la situación actual es un gran fracaso", dijo al periódico Die Welt. "¿Por qué no pidieron muchas más vacunas durante el verano solo para estar seguros?", cuestionó.

Los fundadores de BioNTech dijeron el viernes que estaban luchando por impulsar la producción después de ser presionados para llenar los huecos causados por el error garrafal de la UE.

El ministro alemán de Salud,  Jens Spahn, por su parte, ha evadido cualquier sugerencia de que el gobierno no ha sido diligente en su enfoque hacia la vacunación del país. "Las cosas están yendo exactamente como se planeó", dijo a la emisora RTL.

Spahn dijo que anticipó un déficit al principio y que el gobierno tendría que "priorizar" quiénes serían vacunados. Aseguró que todos los residentes de los asilos recibirían la inoculación a finales de enero.

La vacunación es una "carrera contra el tiempo"

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores de Luxemburgo, Jean Asselborn, defendió la estrategia de vacunas de la UE en la emisora de radio alemana RBB, diciendo que la comisión había asegurado casi dos mil millones de dosis con seis fabricantes diferentes.

Sin embargo, Karl Lauterbach, experto en salud de los socialdemócratas de centroizquierda, dijo al periódico Rheinische Post que el fracaso de Bruselas para comprar más de la vacuna Moderna era "lamentable".

"Desde el principio quedó claro que la vacuna Moderna tenía una gran eficacia y podía ser utilizada por los médicos de cabecera", aseguró.

Lauterbach cree que es demasiado tarde para que la vacuna de Moderna juegue un papel importante en las necesidades de vacunación a corto plazo de Alemania. También criticó a la UE por no haber pedido más vacunas de BioNTech/Pfizer desde el principio.

Bernd Riexinger, copresidente del partido socialista La Izquierda, pidió directamente a Spahn que asegurara la producción de las vacunas de BioNTech/Pfizer.

Dijo que, dada la propagación de la nueva variante de coronavirus en Reino Unido, "una estrategia de vacuna exitosa es también una carrera contra el tiempo".

El confinamiento no debe terminar demasiado pronto

El martes, la canciller Angela Merkel se reunirá con los presidentes de los estados federados para discutir una probable extensión del actual confinamiento, que terminará el 10 de enero.

Antes de esas conversaciones, Uwe Janssens, presidente de la Asociación Interdisciplinaria Alemana de Cuidados Intensivos y Medicina de Emergencia, pidió al gobierno que reconsiderara sus planes.

Janssens le dijo al Rheinische Post que las restricciones estrictas deben permanecer, incluso si el gobierno alcanza su objetivo de una tasa de infección de 50 por cada 100.000 personas.

"Nosotros, los médicos de cuidados intensivos, aconsejamos encarecidamente que no se considere una relajación hasta que el valor de incidencia esté por debajo de 25 nuevas infecciones por cada 100.000 habitantes a la semana", dijo Janssens.

La tasa de infección actual en Alemania es de 141,2, según el Instituto Robert Koch. Sin embargo, este número varía enormemente en todo el país, con algunas regiones de Sajonia registrando tasas de más de 500.

DW

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV