sábado, 27 de noviembre de 2021 Actualizado a las 17:27

NUEVA CONSTITUCIÓN

Con llamados a plasmar el “nunca más” en la nueva Constitución continuaron este viernes los discursos de apertura en la Convención

por 22 octubre, 2021

Con llamados a plasmar el “nunca más” en la nueva Constitución continuaron este viernes los discursos de apertura en la Convención

Crédito: ATON

Durante esta jornada intervinieron 39 convencionales, entre los que se destacaron Marcos Barraza, Beatriz Sánchez y Fernando Atria, de Apruebo Dignidad; Patricia Politzer y Benito Baranda, de Independiente por una Nueva Constitución; y Rodrigo Álvarez y Constanza Hube, de Vamos por Chile, entre otros.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

39 convencionales siguieron este viernes con los discursos de apertura ante el Pleno de la Convención Constitucional, los que comenzaron el pasado miércoles.

El primero en hablar fue Rodrigo Álvarez, de Vamos por Chile: "Debemos escuchar nuestra historia, debemos saber leer los tiempos y para esta Constitución veo cinco ideas imprescindibles: primero, descentralización, segundo, libertades, deberes y derechos (...) tercero, preocupación especial por el medio ambiente, cuarto, un sistema político moderno, por último, cuidar las normas de crecimiento y estabilidad".

Marcos Barraza, de Apruebo Dignidad, recalcó la necesidad de "construir un Estado social de derecho, en este nuevo paradigma se debe conocer que tanto el Estado como los privados pueden llevar adelante iniciativas productivas, reservándole al Estado los instrumentos necesarios para la planificación estratégica de la actividad económica (...) solo la más amplia participación permitirá instaurar una verdadera democracia popular".

Patricia Politzer (Independiente por una Nueva Constitución): "El 'nunca más' debe quedar plasmado en la nueva Constitución, los derechos humanos deben ser su columna vertebral, me refiero a los derechos humanos civiles y políticos que aseguran la libertad, pero también a los mal llamados derechos humanos de segunda generación: los derechos económicos, sociales y culturales (...) sin estos derechos la libertad es meramente una ilusión (...) ya no es posible imaginar instituciones sin representación de los pueblos originarios, sin paridad de género, sin asumir la emergencia climática y ecológica".

Después vino una de las intervenciones que marcó la jornada, la de Alejandra Pérez, exLista del Pueblo, quien intervino con un mensaje en el que abordó dos principales temas: los obstáculos en el proceso constituyente por parte de quienes no quieren perder privilegios, y la salud en Chile. Pérez realizó su discurso a torso desnudo dando cuenta de la pérdida de sus mamas producto del cáncer.

"La culpa la sentí desde el diagnostico, culpa por poder sanar, culpa por tener una cama, medicamentos y horas de atención, culpa por aquellas que no tienen plata para una mamografía, culpa por estar en el sistema privado de salud. ¿Por qué tengo que sentir culpa, si todos debiéramos tener derecho a la salud?, porque cuando hablamos de derecho a la salud se tiene que traducir en el derecho a la vida", dijo.

Elsa Labraña, de Pueblo Constituyente: "Quien controla el alimento, controla el mundo, de ahí la importancia de evitar la privatización de la semilla y la criminalización del mundo campesino que se resiste a la agroindustria y al monocultivo".

Tras la pausa sanitaria, intervino Isabella Mamani, del pueblo Aymara: "Los escaños reservados no fue un regalo para nuestro pueblo, muy por el contrario, es más bien un acto de reparación, de revertir de algún modo el daño causado, ese daño que por cierto persiste hasta nuestros días, especialmente cuando se afecta sin contemplación a nuestra madre Tierra, cuando se agudiza la escasez del agua (...) Jamás se podrá entender que el problema de la migración masiva son las personas, no son las personas, sino más bien una política migratoria que el Estado y sus actuales autoridades no han sido capaces de abordar".

Posteriormente Benito Baranda (Ind. por una nueva Constitución) se puso a disposición como "como constructor de paz, sin cerrar los ojos a la realidad violenta e injusta, sin ignorar la desigualdad asfixiante y la pobreza lacerante (...) Aspiro a que esta justicia la realicemos de la mano de la libertad individual y de la seguridad colectiva, que ahí se pueda fraguar una nueva identidad nacional".

Constanza Hube, de Vamos por Chile recordó que "este proceso constitucional se inicia a partir del Acuerdo por la Paz y la nueva Constitución, lamentablemente la parte de la paz no ha existido en estos dos últimos años ni en Chile ni en ésta Convención Constitucional. Una Convención que pide indulto a los delincuentes, que no condena la violencia, que se salta permanentemente las reglas deslegitimando irremediablemente este proceso".

Beatriz Sánchez, de Apruebo Dignidad: "Esta nueva Constitución debe buscar un nuevo equilibrio del poder, no más centro y periferia, no más mujeres de segunda clase sino que un Estado cuidador, autonomías locales y regionales, mecanismos de democracia directa, procesos revocatorios, plurinacionalidad y autonomía para los pueblos (...) la vida es en colectivo, en comunidad".

Fernando Atria, de Apruebo Dignidad afirmó ante el Pleno que "la Convención aparece cuando el pueblo ya ha decidido por si mismo varias cuestiones capitales. Decidió, por ejemplo, que el nuestro será un Estado democrático y social cuya función fundamental será que la dignidad se haga costumbre (...) decidió también que será un Estado plurinacional y multicultural... decidió que la organización del Estado será descentralizada".

"No cometamos el error de la transición pactada, no deleguemos la continuidad de este trabajo político gigantesco que se abre y que hemos hecho posible al encontrarnos, vamos por la libertad de los y las presos por luchar (...) ningún texto constitucional es un acto de magia, es un borrador de futuro, es una tarea política", dijo después Alondra Carillo, de los Movimientos Sociales.

La última en hablar esta jornada fue Bárbara Sepúlveda, de Apruebo Dignidad: "A las mujeres nunca nos han regalado nada (...) nos trataron siempre como minoría, a pesar de ser más de la mitad de la población (...) este país necesita más que nunca del feminismo. Impulsaremos una justicia feminista porque en este país, para el sistema judicial, es más grave que alguien golpee un torniquete en el metro que la violación de una mujer". Con su discurso, cerró la sesión la Convención.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV